dilluns, 15 de juliol de 2019

Entrevista a Lucía Mallén autora de ‘Lo que esconde el mar’




Lucía Mallén debuta en el mundo editorial con 'Lo que esconde el mar' y hoy nos explica sus impresiones sobre su primera novela.

¿Cuál ha sido su camino en lecturas literarias hasta atreverse a escribir su primer libro?
Mi recorrido como lectora ha sido siempre tan extenso como diverso. Ha habido muchísimas lecturas que me han acompañado toda la vida, no solo como persona lectora si no también como profesora. Evidentemente, todos tenemos una memoria literaria, aquellos textos que nos han marcado desde la más tierna infancia, si bien es cierto que a veces se imponen las últimas lecturas realizadas. Así, para idear esta novela no puedo dejar de mencionar clásicos como El talento de Mr. Ripley de la gran Patricia Highsmith o algunos relatos de Daphne du Maurier, entre otros. Y estos se mezclan con lecturas más cercanas de autoras como Lionel Shriver o bien algunos libros de Emmanuel Carrere; me encanta su magistral uso narrativo para visibilizar la fina línea existente entre realidad y ficción.

¿Por qué poner de protagonista de un thriller una escritora de novelas románticas y eróticas?
Quizás buscaba que a la protagonista le volara la imaginación y que los sentimientos propios se mezclaran con los de la novela que le encargan traducir. En cualquier libro el autor deja una estela de obsesiones, si utilizas un género erótico estás quedan encarriladas hacia las pasiones más descarnadas.  Un recurso utilizado también por Joel Dicker en Harry Quebert pero con otro fin.

¿Existe una variedad importante de pecios en Ibiza?
Muchos. De la época cartaginesa y romana. Ibiza era un asentamiento Púnico y hubo muchos naufragios. Es muy costoso hacer una cartografía sobre los lugares donde se encuentran, así que la mayoría de veces son hallazgos casuales. Ánforas, monedas y utensilios se enredan entre las redes de los pescadores.

¿Están suficientemente protegidos?
No. No lo están. Ha habido mucho expolio. Ha habido un mercado negro de las piezas encontradas en el fondo del mar y ha generado un destrozo del ecosistema marino de las islas. Extensas praderas de Posidonia se arrancaron de cuajo para liberar las cuadernas de los pecios. Es una lástima, aunque recientemente se está adquiriendo más conciencia. No hay dinero para proteger el fondo del mar y cada día vemos como el plástico lo degrada sin solución de continuidad.

¿Nos hallamos en un país especial en cuanto a tesoros de arte en sus mares?
Sí. En especial en las rutas que provenían de América en los siglos XV a XIX. Los barcos que cruzaron el Atlántico contenían tesoros muy valiosos. El más conocido mediáticamente es el del barco de Nuestra Señora de las Mercedes rescatado por la empresa Odissey que tanto dio que hablar y que fue devuelto a España.  Pensaban que tenía un valor de 500 millones y al final se rebajó a 7 millones … ¿se quedó algo en el camino de esa devolución?

¿Qué lleva a Nadia a obsesionarse tanto por saber la verdad?
Se compra una casa medio en ruinas en la que se encuentra con el misterioso pasado de su antiguo propietario, fallecido en extrañas circunstancias, nada más llegar. Es quizá la verdad quien sale a su encuentro. No puede escapar de esas cuatro paredes sin conocer qué es lo que pasó ahí porque le afectará sobremanera hasta poner su vida en peligro.

¿Nadia va creciendo mentalmente en el transcurso de la novela?
Sí. Nadia crece tan rápido como le crecen los problemas. Los personajes que va conociendo están fuera de su ambiente habitual y la obligarán a estar a la altura. No tiene madera de detective, pero acabará convirtiéndose en una sagaz investigadora. No tiene más remedio si quiere alcanzar la paz que desea en su idílico entorno.

¿Cómo se siente promocionando su primera novela con prensa, compañeros y/o lectores?
Es un mundo desconocido para mí. Me encuentro más cómoda recibiendo las valoraciones de los lectores que explicándoles lo que he pretendido contar. Un “me ha gustado” me satisface más que verme en la página de un periódico. Por eso no quiero aparecer por el momento.

¿Cree que su novela es ideal para disfrutar de su lectura este verano por la temática?
Creo que tiene componentes para pasar unos buenos ratos leyéndola. La Ibiza y Formentera que descubrirán se sale de los estereotipos. Hay refugios en las islas que permiten disfrutarlas sin el acoso y la hostilidad de las hornadas de turistas que la invaden en los meses de verano.  Diría que  Lo que esconde el mar es una buen opción también para relajarse del turismo de masas.

Xavier Borrell Campos

Lo que esconde el mar
Lucía Mallen
Roca editorial
ISBN: 9788417541583
Colección: Novela
Páginas: 320
Fecha de publicación: 06-06-2019









dijous, 11 de juliol de 2019

'Woodstock live' - Julien Bitoun


A punto de cumplirse el medio siglo de la primera edición del festival más mítico de todos cuantos se han realizado a lo largo y ancho de este mundo, el más que famoso Festival de Woodstock, Woodstock live, el libro que tenemos en nuestras manos, último en la carrera del periodista, músico y profesor francés Julien Bitoun, resulta ser a la postre un magnífico retrato de lo ocurrido en la granja de Max Yasgur en Bethel aquellos tres días de agosto, en los que el sueño hippie llegó a su fin (tal vez el asesinato de Sharon Tate y sus amigos en manos de los acólitos de Charles Manson unos días antes también tuvieran parte de culpa en ello) y en el cual se demostró que era posible mantener el lema del festival ante todo: Tres días de paz y música.
En el libro encontramos no solo el listado de todo aquel que subió al escenario, fuera músico o no, sino que junto a sus nombres aparecen también los títulos de las canciones interpretadas, conocidas comúnmente como los setlist del concierto (increíble que The Who en su poco más de una hora de actuación interpretase 23 temas, casi toda su nueva obra de nombre Tommy, y que Grateful Dead en sus más de 90 minutos solo tocasen cinco de sus canciones, ya lo dijo el mismísimo John Fogerty, líder de la Creedence Clearwater RevivalGrateful Dead durmió a medio millón de personas y a mí me tocó intentar despertarlas), la relación de álbumes que tenían los grupos en ese año editados (resulta curioso comprobar que alguno de ellos aún no tenían música a la venta), el tiempo de su actuación (desde los escasos 30 minutos de Melanie o JohnSebastian, hasta las más de dos horas del más que imitado Jimmy Hendrix), la formación con la que contaban las bandas, más los invitados que actuaron con ellas (Nicky Hopkins es el caso más significativo, el pianista de The Rolling Stones aparece en escena como invitado de Jefferson Airplane) y para finalizar la hora de inicio del concierto, en muchos casos con retrasos considerables, que hizo que alguna banda tocase al día siguiente del día que tenía previsto actuar. En todos los días los conciertos acabaron la mañana del siguiente día y no la noche o madrugada del mismo. De ahí que todas las imágenes del show de Hendrix tengan luz solar, su concierto comenzó a las 9 de la mañana del lunes 18 de agosto.
Sí, en Woodstock live todo son datos, números, listas, pero también hay tiempo para la crítica musical de la que Bitoun tiene mucho que aportar, además de pequeños paréntesis en los que se habla de política, sociedad o la comparativa con otros festivales de la época, así como las mejores guitarras usadas en el festival (que Julien escriba en Guitar Part y Guitarre X Treme tiene culpa de ello)
Mientras esperamos que finalmente se realice ese concierto de aniversario, estaba previsto que este 2019 se realizase en Watkins Glen entre los días 16 y 18 de agosto el festival, hasta existe una página web que lo publicita, disfrutaremos del original con este Woodstock live recordando lo acaecido aquel verano en la finca de Max.
Una lástima que no acompañe a esta excelente edición gráfica y literaria la película del concierto dirigida por Michael Wadleigh, hubiera sido el combo perfecto para celebrar tamaña efeméride.
Tres días, 33 conciertos, dos muertes, dos nacimientos, 500.000 asistentes, 250.000 bloqueados en la carretera de acceso, un millón de dólares en deudas...sí, eso y más fue Woodstock, el Festival, en mayúsculas, una ocurrencia de Michael Lang (de él son las primeras palabras que aparecen en el libro en el Prefacio, todo un homenaje por parte de Julien a los creadores del mismo) y Artie Kornfeld, nombres asociados de por vida ese viaje que supuso el festival para todos y cada uno de los asistentes.
Cabe destacar que tanto Melanie como Joni Mitchell, escribieron canciones sobre el festival. La primera habiendo estado en él escribe Lay down (candles in the rain) y la segunda no habiendo asistido al festival escribe Woodstock, tras escuchar las historias que le cuenta del mismoGraham Nash, su pareja en aquella época, que sí había estado en el festival con nada más y nada menos que sus compinches CrosbyStills y Young (inciso: reivindico desde aquí la versión que Spin Doctors grabó de la misma en 1994 casualmente el año en que ellos tocaron en el segundo festival de Woodstock junto a cabezas de cartel tan importantes como Nine Inch NailsMetallicaPeter Gabriel o Red Hot ChiliPeppers y sus vestidos de bombillas gigantes) con ello nos damos cuenta la grandeza, importancia y relevancia que tuvo dicho festival
SALVA G.
Título: Woodstock live
Autor: Julien Bitoun
Traducción: Rocío Valero Lucas
Editorial: Libros Cúpula
Edición: 1ª edición, junio de 2019
Número de páginas: 240 pp.
I.S.B.N. 978-84-480-2561-8

dilluns, 8 de juliol de 2019

'Universidad para asesinos / Universitat per assassins' - Petros Márkaris

Pero, a ver, que yo me entere.

¿De verdad queda alguien que no sepa quién es Petros Márkaris? Alguien que no haya estado en coma los últimos quince años, digo.

Vale, está bien. Intentaré explicarlo desde el principio. Por si ha tenido usted algún problema médico o, simplemente, es de los que prefieren las historias de reinos y dragones, o tal vez de acaudalados y sádicos amantes.

Petros Márkaris nació en Estambul solo cuatros después del final del Imperio otomano. Aunque ya ha llovido, esto no es tan antiguo como parece. Por la península ibérica hacía un año que la había liado parda un general gallego cuyo sable arrastraba por el suelo debido a su corta estatura, con la consiguiente rechifla de sus compañeros de promoción. Les ahorro las cuentas. Ochenta y dos años. De padre armenio y madre griega, se estableció en Atenas en los años cincuenta, pero no obtuvo la nacionalidad hasta el final de la Dictadura de los Coroneles, en 1974. Quizás la situación sociopolítica que le tocó vivir en su juventud le incrustó ideas de izquierdas y una acusada conciencia social. Amable, educado y de carácter afable, tras sus gafas, su pipa y la pinta de sabio despistado que le otorga su ralo cabello blanco, se esconde una inteligencia aguda e incisiva. Ha sido guionista de cine y televisión, pero sin duda la fama mundial le llegó gracias a la serie del comisario Kostas Jaritos, un hombre sencillo y trabajador que solo quiere disfrutar de su casa, sus suvlakis y su familia (lo más importante en su vida, cuya historia se desarrolla a lo largo de las novelas) una vez que resuelve el caso que tiene entre manos. Hombre de costumbres, cada mañana compra un café y un cruasán en la cafetería de la comisaría para tomárselos tranquilamente en su despacho. Rara vez lo consigue, pues siempre surge algún imprevisto que le estropea el momento.

No recuerdo con exactitud si esto lo he leído en alguna entrevista hace la tira de años, allá por los inicios de esta eterna crisis económica, o es el propio comisario Jaritos el que lo cuenta en una de sus apariciones, pero el caso es que, ya que no hay coches griegos, el comisario conduce un viejo Seat por las calles eternamente atascadas de Atenas, un Seat que se compró en solidaridad con los españoles para echarles una mano económicamente, ya que andan siempre tan jodidos como los helenos y entre iguales hay que ayudarse. La anécdota sirve para que el lector se haga una idea de por dónde van los tiros con Márkaris. Como al propio Jaritos, le cabrean las injusticias sociales y se siente solidario con los que menos tienen. Y ahí, siempre ahí, está la clave de sus novelas. En la crítica y la denuncia social, que imponen su presencia por encima de la propia resolución del caso que se plantea (siempre bien armado y resuelto con eficacia, como no podía ser menos), que hacen que Márkaris sea, posiblemente, uno de los autores más comprometidos de la actualidad.

En Universidad para asesinos (¿pensaban ya que me había olvidado de la novela que nos atañe?), el comisario regresa a la rutina después de unas merecidas vacaciones en el Épido, la tierra natal de su esposa Adrianí, para encontrarse con que su superior jerárquico se jubila. La plaza quedará de momento vacante, y el ya ex director propone a Kostas Jaritos para ocupar el cargo de manera interina, con la esperanza de que acabe siendo él el elegido. Apenas ha tenido Jaritos tiempo para pegarle un tiento al primer cruasán en su nuevo despacho cuando un ministro, antiguo profesor universitario de Derecho, es hallado muerto en su piso; al parecer, ha ingerido una tarta envenenada entregada por un desconocido. El ministro tenía muchas virtudes, pero también algún defecto, entre otros su pasión por los dulces. Y las investigaciones parecen conducir al mundo universitario, más que al político.
La crítica que, como ya he dicho, siempre aparece en sus novelas y que ha tocado temas tan dispares como la crisis bancaria o el periodismo, por citar solo dos de ellos desde que apareció la primera de la serie Jaritos Noticias de la noche (1995), se dirige en este caso hacia la degradación que en los últimos años ha sufrido el sistema universitario griego, hacia la pérdida de los valores propios del aprendizaje, la investigación y la enseñanza. También hacia el reconocimiento insustancial, fácil y efímero de la sociedad “conectada”.
Las personas eruditas son gente de biblioteca, de estudio y de trabajo científico. Los intelectuales son especialistas en todo y expertos en nada. Los eruditos tienen conocimientos, los intelectuales tienen opiniones y les gusta publicitarlas a la menor oportunidad.
El comisario deberá lidiar con el corporativismo de los profesores y la hostilidad manifiesta que los estudiantes sienten hacia la policía. En el centro de la diana, el sistema clientelar, las puertas giratorias que utilizan algunos para meterse en política, y normalmente forrarse, mientras mantienen sus puestos docentes e impiden que otros cubran las vacantes, causando importantes problemas a nivel organizativo dentro de la estructura universitaria. En muchas ocasiones a lo largo de la novela, y esto me ha pasado casi siempre que he leído a este autor, he tenido la sensación de que estábamos hablando de España y que Jaritos trabaja en alguna comisaría del centro de Madrid. Nos parecemos bastante, según parece. Normal que su personaje se compre un Seat, que Márkaris se sienta a gusto cuando viene por estos lares y sienta aprecio por nosotros. Al fin y al cabo, con los mismos problemas enquistados desde hace años, debe sentirse como en casa.
Vuelvo al principio. Si ha estado usted en coma los últimos tres lustros, no pierda más tiempo y coja una novela de Márkaris. Esta Universidad para asesinos o cualquier otra. Le prometo que no le defraudará.
 Alberto Pasamontes
UNIVERSIDAD PARA ASESINOS / UNIVERSITAT PER A ASSASSINS
PETROS MÁRKARIS
TUSQUETS 
2019
Número de páginas: 336
ISBN 9788490666722

dijous, 4 de juliol de 2019

'Largo pétalo de mar' - Isabel Allende


Pablo Neruda (Parral, 1904 – Santiago de Chile, 1973) editó Las uvas y el viento en 1954 tras su regreso a Chile, dejando el exilio que le había mantenido lejos de su patria durante tres años. En dicho poemario se incluía Cuándo de Chile, una larga y lírica pieza basada en la pura nostalgia y el anhelo del regreso a la patria.
Isabel Allende (Lima, 1942) toma para el título de su última obra, el inicio de ese poema del según Gabriel García Márquez (1927 - 2014) el más grande poeta del siglo XX en cualquier idioma: Pablo Neruda.
Largo pétalo de mar, la obra de Allende refleja al igual que el poema de Neruda el anhelo por la patria, el dolor al tener que marchar de ella dejando todo tu presente y pasado atrás buscando un futuro el otra tierra, en este caso allende los mares.
Víctor Dalmau es un joven médico que vive en Barcelona. Junto a su amiga Roser Bruguera, pianista, y a su madre, se ven obligados a cruzar los pirineos para exiliarse en plena Guerra Civil española. Tras infinidad de penurias incluyendo el abandono de la madre y la estancia en el campo de refugiados construido por el gobierno francés de Argelès-sur-Mer, ambos consiguen embarcar en el Winnipeg, un barco lleno de refugiados españoles con destino Chile.
En 1939, en Chile gobierna el presidente Pedro Aguirre Cerda, al frente de una coalición de partidos de centro izquierda, llamada Frente Popular. Pablo Neruda es nombrado, con 37 años de edad, por el presidente Aguirre, cónsul especial para la Inmigración Española. Adscrito a la embajada chilena de París, dependía jerárquicamente del Ministerio de Exteriores. A pesar de las numerosas reticencias de su mismo gobierno y de sectores cosiales y políticos chilenos y tras grandes polémicas, desmentidos, cancelaciones, órdenes y contraórdenes, el cónsul poeta consigue llenar el barco con más de 2000 refugiados y hacerlo zarpar del puerto de Pauillac el 4 de agosto de 1939.
En el barco se encuentran Víctor y Roser que llegan a Valparaíso buscando paz y libertad.
Allí rehacen su vida a la perfección, pasando por un modélico matrimonio y su hijo recién nacido. En realidad su unión fue necesaria para poder embarcar en el Winnipeg y el hijo no es de Víctor, es de su hermano pequeño muerto en la Guerra Civil española.
Años después de su llegada y cuando tienen su vida asentada, nuevamente les toca huir tras el Golpe de Estado perpetrado por las Fuerzas Armadas de Chile para derrocar al entonces presidente del gobierno, el socialista Salvador Allande.
La vida de Víctor y Roser vuelve a dar un gira de 180 grados y deben abandonar Chile. Son nuevamente refugiados. La amistad de Víctor con Allende, suelen jugar a la ajedrez, resulta la mecha que hace explotar su situación: es amigo del presidente derrocado ergo debe pensar como él.
Largo pétalo de mar puede resultar una novela política, ésta está muy presente en toda su extensión, pero en realidad es una oda a la patria, a la tierra en la que nos sentimos arraigados, sea cual sea ésta. No es necesario haber nacido en una tierra para sentirte parte de ella, además de un pequeño viaje a través de la historia del siglo XX de la mano de unos personajes que se hacen querer y en donde nos aseguran que en una sola vida, la que nos dan al nacer, caben muchas vidas, todas aquellas que nos toca vivir cuando diferentes acontecimientos hacen que nuestro mundo acabe sacudido por los hechos que le rodean.
Isabel Allende demuestra una vez más, si es que debe demostrarlo tras su prolífica carrera, la calidad que desprenden sus escritos, el arduo trabajo de investigación llevado a cabo para la escritura de esta novela, basada en hechos reales, y posiblemente su mejor cualidad, aun explicando una historia que abarca décadas, la novela se inicia en 1938 y finaliza en 1994, su síntesis resulta abrumadora. Con escuetas pinceladas aquí y allá, consigue que sus personajes se nos presenten en toda su magnitud. Casi 60 años de historia contados en menos de 400 páginas, eso sí es síntesis.
Los fans de la escritora chilena están de enhorabuena, y los amantes de las buenas novelas también, y es que este Largo pétalo de mar es suave como la nieve y delicado como el mar.
A modo de coda final me gustaría acabar con el anuncio de la exposición llamada Els viatgers del Winnipeg (Los viajeros del Winnipeg) que se puede ver hasta el uno de septiembre en la Sala 4 Cotxeres del Palau Robert en Barcelona, organizada por el Departament de la Vicepresidència i d'Economia i Hisenda de la Generalitat de Catalunya, para todo aquel que quiera entrar de lleno en la historia no solo del barco en sí, sino de todos aquellos que tuvieron que huir en él hará 80 años este próximo agosto.
SALVA G.
Título: Largo pétalo de mar
Autor: Isabel Allende
Editorial: Plaza Janés
Edición: 1ª edición, mayo de 2019
Número de páginas: 382 pp.
I.S.B.N. 978-84-01-02241-8

dilluns, 1 de juliol de 2019

'Prohibido fijar cárteles' - Paco Gómez Escribano


El Pirri, el Vaquilla, unos años antes el Lute, el personaje quinqui ha formado parte del paisaje de nuestros barrios durante años, probablemente siglos. Cada uno de nosotros tendrá en los recovecos de su hipocampo alguna imagen, de convivencia o simple casualidad, asociada a personas que por deterioro del mensaje o  la dinamita del rumor acaban elevándose a  leyendas urbanas, dándole a sus desdichas, un halo de épica que probablemente no tuvieron. Desde los tiempos del mester de juglaría viene sucediendo y con toda probabilidad mucho antes también.

La perogrullada de que el tiempo pasa es cierta y de que lo nuestro es pasar, también. A pesar de que en conversaciones de noche y madrugada todos nosotros nos acordamos del cine quinqui de Eloy de la Iglesia y José Antonio de la Loma, incluso somos capaces de mencionar más de tres películas rodadas en la época, apenas algún nostálgico, colgado, melancólico o las dos cosas, vuelve a bajarse las películas del emule y verlas enteras. No se sientan culpables, afortunadamente hay un grupo de autores actuales que recuperan, aunque esta no sería la palabra correcta, el género quinqui, al menos en la narrativa.

El Lejía y el Tijeras son dos de esos personajes marginales y marginados que pululan o podían pulular por el barrio, el nuestro, el de al lado, en definitiva, por la mayor parte de las barriadas obreras, más o menos grandes, que intentaban sobrevivir a los ochenta.  En mi barriada había, y no era Canillejas, ni Madrid, bueno, igual Canillejas, por entonces,  tampoco era Madrid. En mi barriada también había un bar, bueno dos en la misma calle, que congregaba a la élite del barrio en horas punta y el resto de las horas, también,  como el bareto del Chino, aunque este no tenía barra en L. Lo que no recuerdo es que hubiera mafias, ni rusas, ni rumanas, ni cárteles de ningún tipo, puede que ahora sí, quizás mafias inmobiliarias que transformaron el paisaje y disfrazaron la fachada de las miserias, al menos en parte.

Mola que Paco Gómez Escribano hable de estas cosas, que haga de Pepito Grillo, que ponga en boca de un ex adicto de casi todo, reflexiones compartidas, que  agrande y mejore el punto de vista limitado y olvidadizo del pasado reciente, aun presente. Que le conceda el beneficio de la épica a todos aquellos que no sobrevivieron o lo hicieron malamente. En definitiva, merece mucho la pena que Paco Gómez siga siendo el Escribano de Canillejas.

José Ramón Gómez Cabezas

Prohibido fijar cárteles.
Paco Gómez Escribano
Editorial Milenio
2019
167 pags.
ISBN: 978-84-9743-866-7

dimecres, 26 de juny de 2019

'Chanel, cocaína y Dom Pérignon' - Loquillo



Parece ser que con este Chanel, cocaína y Dom Pérignon (obsérvese que aquí sí está escrito como debe ser el nombre del famoso champagne francés), José María Sanz (Barcelona, 1960), más conocido como Loquillo, cierra su tetralogía de libros autobiográficos, tras aquel lejano El chico de la bomba (2002), Barcelona Ciudad (2010) y En las calles de Madrid (2018).
El libro cuenta la veloz historia del músico en aquellos años. Dando inicio a principios del año 1983 y acabando en 1987, exactamente el día 20 de junio, no solo el día en que Loquillo y su banda Los Trogloditas abarrotaron Isla con cinco mil personas dando el pistoletazo de salida hacia el éxito masivo, sino justo el día después de la mayor masacre cometida por ETA en nuestro país, el atentado de Hipercor del que un servidor tiene vivos recuerdos treinta y dos años después de la sangrienta matanza de 21 inocentes y 45 heridos.
El artista del Clot describe con una prosa críptica y directa lo acontecido en aquellos años, tanto en el orden musical, como social o político. Digámoslo alto y claro, El Loco nunca tuvo pelos en la lengua y sus intereses, actitudes y maneras han estado inamovibles durante sus casi sesenta años de carrera. Y ahora no es el momento de cambiar.
Loquillo cuenta de primera mano jugosas anécdotas musicales, impagable la referente al gran Frank Sinatra en su concierto en el Estadio Santiago Bernabéu en 1986 (curiosamente años después a un servidor también le suelen pasar hechos de ese tipo) o el chasco que tuvo el músico con Willy DeVille tras su paso por Studio 54 cuando aún se hacía llamar Mink DeVille.

El músico escribe sin quererlo, o tal vez sí, sea queriendo, ergo con nocturnidad y alevosía, la descripción de una época, de un instante, ese latir de una ciudad, a la que llama La Condal una y otra vez, que está cambiando, ¿para bien?, ante los ojos atónitos de todos aquellos que no creían que fuera posible.

Por las páginas de Chanel, cocaína y Dom Pérignon aparecen nombres ilustres, lugares míticos, instantes únicos, historias infinitas, sí, pero todo ello escrito desde el corazón, con actitud, mano de hierro y veracidad, toda la que alguien puesto puede recordar (hay quien dice que si recuerdas los ochenta es que no los viviste)
Mientras esperamos la nueva obra discográfica del músico disfrutaremos con este Chanel, cocaína y Dom Pérignon que ya va por su segunda edición.

Para bien y/o para mal Loquillo en estado puro.

SALVA G.

Título: Chanel, cocaína y Dom Pérignon
Autor: Loquillo
Editorial: Ediciones B
Edición: 2ª edición, mayo de 2019
Número de páginas: 169 pp.
I.S.B.N. 978-84-666-6591-9

dimecres, 19 de juny de 2019

'Las dos caras de la verdad' - Michael Connelly



Van ya veinte entregas, la mayoría de los mortales habría pensado ya hace tiempo en acabar con el personaje, si entre otras coas hubiéramos podido sobrevivir al personaje. Connelly no, lo tiene en una prejubilación sí, pero sigue dando mucha guerra, manteniéndose fiel a esa serie de principios que le traen más disgustos que positivismo. 

Esta vez al bueno de Hieronymus Bosch le quiere meter en un lío y un preso del corredor de la muerte, con la ayuda de un gabinete de abogados depredadores, quieren revisar y generar dudas sobre el proceso de investigación y por extensión sobre nuestro Harry Bosch.

A la vez, un par de farmacéuticos han sido acribillados en su propia botica de San Fernando, en Los Ángeles y pronto Harry y su equipo irán encontrando las suficientes pista como para hacer un seguimiento intenso a la investigación, incluso plateándose por momentos la infiltración.

Por supuesto no saldrá indemne, Harry Bosch nunca sale indemne de ningún caso y menos de estos dos, donde las contradicciones y las adicciones se entrecruzan como trenza de adolescente.

Qué decir a estas alturas de trayectoria de Michael Connelly, un tipo audaz que sabe escribir con ritmo, que plantea unas tramas deliciosamente artificiadas, que con cada entrega profundiza en las cicatrices de Bosch como un cirujano plástico y que nos hace querer un poco más a ese viejo amigo, gruñón, taciturno y más persistente que un picapedrero.

Las dos caras de la verdad, merece mucho la pena, tanto si eres seguidor de la saga, como si te enfrentas a Bosch por primera vez. De una u otra manera terminarás disfrutándolo y queriendo más.

José Ramón Gómez Cabezas.

Las dos caras de la verdad
Michael Connelly
ADN 
2019
356 págs
ISBN: ISBN: 9788491814429 

dilluns, 17 de juny de 2019

'Cuando dejamos de ser niños' - Lorenzo Marone


Giancarlo Siani, periodista de Il Mattino, fue asesinado por la Camorra bajo su domicilio, en el barrio residencial del Vomero, Nápoles, el 23 de septiembre de 1985. Había cumplido veintiséis años unos días ates y aquella tarde había intentado, sin éxito, encontrar una entrada para el concierto de Vasco Rossi.
Doce años después de aquel terrible asesinato, la justicia dictó sentencia: el Juzgado de lo Penal de Nápoles condenó a cadena perpetua a los hermanos Nuvoletta y a Luigi Baccante como mandantes del homicidio, y a Ciro Cappucci y Aramando Del Core como ejecutores materiales.
Como dice Lorenzo Marone (Nápoles, 1974), estos son los hechos (ocurridos, añadimos nosotros) pero Cuando dejamos de ser niños, la novela no es para nada una biografía de los últimos meses de Siani con vida, no es un libro sobre Siani, sino un libro con Siani. A su alrededor Maronecrea toda un amalgama de personajes, tanto principales como secundarios, que hacen de este libro algo mágico.
Si tuviera que buscar un parecido razonable, este sería sin dudarlo Cinema paradiso, la censurada película que Giuseppe Tornatore estrenó en 1989, con su retrato sentimental de Salvatore, alias Toto, un niño de seis años que cuenta su historia tras regresar al pueblo donde nació al entierro de Alfredo, el hombre que le abrió los ojos a la vida.
En Cuando dejamos de ser niñosToto es Mimì, un niño de doce años “cuatro ojos bajito, con melenita, gafas redondas y una extraña manera de hablar” que vive en el bario popular del Vomero en Nápoles en un edificio donde su padre trabaja como portero y Alfredo es el malogrado Giancarlo Siani.
Nápoles, enero de 1985, justo el día de la gran nevada. Mimì está en casa con su familia: su abuelo, su abuela, su madre, su padre y su hermana. Es su padre quien le pide que traiga la cámara para inmortalizar el momento. Nieve en Nápoles. Algo que no sucedía de esta forma desde 1956. Mimì sigue en su casa tras las ventanas resguardado, es entonces cuando Sasà, un chavalito que desde hacía semanas le rondaba, eso sí, sin acercarse para hablarle, le llama a la ventana para decirle: “Mimì, ¿has visto? ¡Nieva nieve!”
Desde ese instante Sasà se convertiría e su amigo del alma y juntos vivirán ese instante en que dejamos de ser niños. Ya sea paulatinamente o de sopetón, como el caso de Mimì.
A sus doce años Mimì cree en los superhéroes, en los superpoderes, y sueña en ser uno de ellos. Su referencia es Giancarlo, un periodista antimafia que vive en su mismo edificio,conduce un extraño coche de color verde descapotable y es la única persona que le habla como se habla a un adulto. Giancarlo no vuela, ni tiene armas, su Citröen Mehári es su Batmóvil particular y un cuaderno y un boli sus armas. Y para demostrar que él y Mimì son amigos Giancarlo le graba una cinta con canciones de Vasco Rossi, el cantante favorito de Viola, una niña de la cual Mimì está enamorado. Si Mimì fuera un superhéroe, su única misión sería la de proteger a Viola.
En escasos meses, la acción finaliza nueve meses después de su inicio, conocemos la historia de esa época mágica en la vida de Mimì, empatizamos con todos sus actos, su imposibilidad de mentir, su buen corazón, su tierna mirada, su sensibilidad y en definitiva volvemos a un tiempo que aunque todos dejamos atrás, siempre nos gusta recurrir a él para encontrar esos hechos que nos hicieron ser cómo somos en la actualidad.
Cuando dejamos de ser niños es una deliciosa y emotiva obra, que no solo destila inocencia por todos sus poros, sino que demuestra que se le puede poner voz a un niño de doce años y convertir su personaje en alguien de quien aprender alejándose de la ñoñería.
Sí, los valores que demuestra Mimì en la novela no deberían desaparecer de nuestra vida al crecer.
Cuando dejamos de ser niños resulta ser todo un acierto.
SALVA G.
Título: Cuando dejamos de ser niños
Autor: Lorenzo Marone
Traducción: Ana Romeral Moreno
Editorial: Harper Collins
Edición: 1ª edición 2019
Número de páginas: 302 pp.
I.S.B.N. 978-84-9139-366-5

dimarts, 11 de juny de 2019

'La niña que miraba los trenes partir' - Ruperto Long


La niña que miraba los trenes partir, la nueva obra de Ruperto Long (Uruguay) es una desgarradora y verídica historia de lo acontecido en la Segunda Guerra Mundial contada por más de treinta personajes, aunque acotado a cuatro principales, donde encontramos la barbarie nazi en todo su esplendor, así como la resiliencia de todos los inocentes que sufrieron en sus carnes la sangrienta represión nazi.
Charlotte es una niña belga de ocho años que debe huir de una Lieja ocupada con su padre, su madre y su hermano mayor, dejando atrás su casa y su infancia feliz para vivir increíbles peripecias.
Alter es el tío de Charlotte. Es obligado a trabajar en uno de los guetos donde Hitler ordena confinar a los judíos. Allí deberá afrontar una extrema disyuntiva ética.
Dimitri Amilakvari es un militar francés de origen georgiano que desembarca en el note de África al frente de la mítica Legión Extranjera para enfrentarse al mariscal alemán Rommel y a su temido Afrika Korps.
Domingo López Delgado es un soldado uruguayo. Se enrola voluntario en las fuerzas de la Francia Libre y es destinado a la Legión Extranjera en Bir Hakeim, donde será testigo de la grandeza humana de su superior, Amilakvari. Ambos participarán en u combate legendario.
Estas cuatro historias se verán entrelazadas gracias a la pericia de Long, al unir relatos verídicos con otros de ficción.
La niña que miraba los trenes partir está concebido a modo de extensa entrevista con los protagonistas, sus declaraciones se suceden una tras otra, cada uno de los personajes toma la palabra en una época y un lugar distinto, pero todos tienen algo en común, la Segunda Guerra Mundial y la locura nazi.
Es cierto que las explicaciones de los personajes tienen un nexo que les une: Charlotte. Todos y cada uno de ellos hablan de ella, como si estuviéramos en un documental y debiéramos averiguar quién era aquella niña de las coletas y el lazo rosa en ellas.
Y es cierto.
Tras Charotte nos encontramos a Charlotte de Grünberg, directora general de la Universidad ORT Uruguay, que al igual que la Charlotte del relato huyó de Lieja durante la ocupación nazi para vagar de acá para allá cruzando fronteras para mantenerse con vida, ella y su familia.
Sobre la novela poco podemos añadir. Por muy desesperanzados que puedan resultar muchos de los finales de los personajes, siempre encontramos un pequeño rayo de luz que iluminará al resto de oscuras historias y llenará la novela de una pequeña pátina de felicidad.
Lo que sí nos gustaría aclarar es que para nada se hace pesada, todo lo contrario, esa forma de narrativa danzante hace del relato algo mucho más ameno a posteriori de lo que podría parecer a priori. Sin duda la magia en el escrito la aporta con toda naturalidad Long y su facilidad de dar voz a tantos personajes metiéndose en la piel de cada uno de ellos hasta hacer que los conozcamos con unas pocas de sus frases. Hay que advertir que cada una de las entradas personales viene precedida por la fecha y el lugar de lo expuesto.
Años de búsqueda, visitas, lecturas, entrevistas y pasión, acabaron con la escritura La niña que miraba los trenes, novela publicada originalmente por Aguilar en 2016 y que ahora Suma nos trae de nuevo, ojalá en breve veamos su versión cinematográfica, a modo de película o de serie tan en boga hoy día.
Sinceramente y en contra de lo previsto La niña que miraba los trenes partir nos a parecido un libro magnífico, tanto por su fondo como por su redacción.
SALVA G.
Título: La niña que miraba los trenes partir
Autor: Ruperto Long
Editorial: SUMA
Edición: 1ª edición, abril de 2019
Número de páginas: 446 pp.
I.S.B.N. 978-84-9129-356-9

dijous, 6 de juny de 2019

'El monje de Moka' - Dave Eggers


Al final voy a tener que olvidar mi regla básica, aquella que dice: aléjate de un libro en el cual en sus primeras páginas aparezca un mapa representativo de dónde se desarrolla la acción del mismo.
Y es que este El monje de Moka, la vuelta a la no ficción narrativa de Dave Eggers (Boston, 1970) aun teniendo en sus primeras páginas un pequeño mapa en el que encontramos los escenarios por donde se mueve la novela (las localidades de Saná, Yarim, Moka, Ibb o Al Haymah, todas ellos en Yemen) debo admitir que tras su lectura nos encontramos ante una de las mejores obras del año.
Al igual que hiciera en Zeitoun (2009) contar la verdadera historia de Abdulrahman Zeitoun, en El monje de Moka, Eggers cuenta la verdadera historia de Mokhtar Alkhanshali, hijo de inmigrantes yemeníes, criado en un conflictivo barrio de San Francisco, que con veinticinco años aún no pudo acceder a la universidad. Trabaja como portero en un bloque de pisos de lujo y allí descubre que el café también es originario de Yemen al ver una estatua enorme de un hombre vestido con zaub llevándose un gran tazón de café a la boca (la leyenda del pastor con sus cabras ocurrió en tierras etíopes, pero de ahí el café saltó a Yemen, tan solo el Mar Rojo separa ambos países, un siglo después)
Es desde ese instante en que se propone no solo descubrir e investigar la historia del café en Yemen, sino exportar desde él a América un café de especialidad y máxima puntuación para que decenas de granjas de cultivo consigan un precio mayor por sus producciones.
Como una auténtica montaña rusa se producen los hechos en la vida de Mokhtar: primero viviendo un año al lado de su abuelo Hamood en Ibb y regresando como otro hombre a San Francisco, aunque tan solo tuviera quince años; después concatenando un trabajo tras otro, a cada cual más exitoso; descubriendo la historia del café yemení gracias a su amiga Miriam; visitando las montañas más remotas del país visitando a los caficultores; luchando por conseguir la certificación personal de Q Grader, o lo que es lo mismo, ser un catador oficial de café; escapando de una guerra civil en Yemen...y en definitiva, luchar por un sueño, dar a conocer al mundo el café de Yemen, por supuesto, pero también demostrar que si se persigue un sueño éste puede conseguirse. Mokhtar se convierte así en un valiente emprendedor, literalmente, que resucitó el arte ancestral de la producción de café en su país.
A través de una exhaustiva investigación que duró tres años, en los que el autor entrevistó a Mokhtar, viajó con él para investigar sobre la producción del café y visitaron decenas de granjas de cultivo, Eggers pudo plasmar todo eso en El monje de Moka una fascinante novela no solo de aventuras, sino de superación, una crónica bélica y un recorrido por la historia del café.
Como amante del oscuro brebaje, sin llegar a ser un Q Grader como finalmente consiguió serlo Mokhtar, el primero de origen árabe, sí que ha llegado un momento en mi vida en que disfruto de una buena taza de café por el mero hecho de paladear su sabor y no por mantenerme despierto. Sí es algo que hice en mi juventud, en la segunda mitad de los años ochenta, pero a día de hoy saborear una buena taza de café exclusivo resulta un pequeño placer que intento disfrutar cada día. Y sinceramente, después de leer y por supuesto disfrutar de este El monje de Moka sin duda ahora mis papilas gustativas estarán más abiertas que antes cuando una taza de humeante café se pose en ellas y el preciado oro negro se deslice poco a poco por mi garganta.
Acabaré mi reseña con la última frase que utilicé para finalizar la crítica de El increíble viaje del faquir que se quedó atrapado en un armario de Ikea de Romain Puértolas hace años y que ocurrió en estos días: esperamos impacientes su versión cinematográfica.

SALVA G.

Título: El monje de Moka
Autor: Dave Eggers
Traducción: Cruz Rodríguez Juiz
Editorial: Random House
Edición: 1ª edición, marzo de 2019
Número de páginas: 320 pp.
I.S.B.N. 978-84-397-3541-0

dilluns, 3 de juny de 2019

'Jimmy Page. La biografía definitiva' - Chris Salewicz


Chris Salewicz es periodista, locutor y novelista. Vive en Londres, otrora capital y epicentro musical de Europa. Entre 1975 y 1981 colaboró con New Musical Express, donde se dice que, bajo la tutela de Neil Spencer, se reescribió la historia del periodismo musical. Es autor de quince libros, entre ellos Redemption song, la biografía definitiva de Joe Strummer, líder de The Clash, o Bob Marley: The Untold story, sobre el carismático y querido Bob Marley. Ambas estrellas fueron amigos de Chris.
Ahora le toca el turno a otra estrella. Desde mi punto de vista La Estrella. Así, en mayúsculas. Su nombre: James Patrick Page (Heston, UK, 1944) conocido simplemente como Jimmy Page, el otrora líder de Led Zeppelin, la banda más grande del mundo durante la década de 1970. LedZeppelin escribieron la biblia del rock and roll: montañas de dinero, equiparables a las montañas de drogas y alcohol de sus camerinos, puertas giratorias de groupies, escándalos sexuales, destrozos en hoteles con el consiguiente veto, conciertos maratonianos, asistencias de récord, giras interminables, discos de oro antes de que estos se pusieran a la venta...pero el grupo también tuvo una una cara oscura, como la de la luna de sus compatriotas Pink Floyd: accidentes de coche del cantante salvando la vida de milagro, la muerte del hijo del cantante por una extraña enfermedad, la muerte del batería con la que se puso fin al mismo allá por el año 1980 con un comunicado del grupo...¿tal vez fue el amor por la magia negra y el ocultismo de Page lo que llevó a la banda a tal desastroso final?
La primera vez que David Bowie se encontró con Page en la casa que el primero había alquilado en la calle 20 de Manhattan, era febrero de 1975, el segundo tuvo un comportamiento tan inescrutable que Bowie echó a Page del edificio, y Bowie quedó horrorizado, hasta tal punto que mandó exorcizar la casa, creía que esta “había sido invadida por demonios satánicos invocados por los discípulos de Crowley, que venían directamente del infierno”
Es posible que la dieta que seguía Bowie en aquellos años, leche y cocaína no jugase mucho a su percepción de lo ocurrido aquella tarde, pero está claro que un personaje como Page esconde un aura que emanaba un poder invencible.
Queda claro con esta anécdota lo que encontraremos en Jimmy Page, la biografía definitiva: historias contadas por el autor de primera mano, conseguidas tras una extensa investigación y a partir de conversaciones con el propio guitarrista y su entorno, donde los mitos y leyendas cobran protagonismo absoluto.
En el año de su quincuagésimo aniversario, como un servidor de ustedes, Led Zeppelin preparan algo grande, deben hacerlo, están obligados a ello, los fans no tenemos suficiente con las ediciones de lujo que aparecieron entre los años 2014 y 2015 de toda la discografía del grupo, y ciertamente ya están haciendo algo, lo primero: en el canal de Youtube de la banda, quién lo iba a decir, tienen Youtube, un grupo que en sus inicios se negó a editar singles en el Reino Unido, están apareciendo episodios que narran la historia de la banda. No esperamos una gira como las de antaño, ni como las que están realizando en la actualidad Scorpions, Guns and Roses Kiss: inacabables, pero sí alguna aparición en festivales veraniegos a lo largo y ancho de Europa (si se une la formación original de Van Halen al periplo, tal vez comience a creer en Dios) una legión de admiradores de Zeppelin merece tener una última oportunidad para poder verles en acción.
Jimmy Page. La biografía definitiva resulta ser un perfecto viaje (en zepelín, pro supuesto) para conocer todo lo ocurrido alrededor de la banda en general y de Page en particular. No estaría nada mal que tras el éxito cosechado por Bohemian rhapsody, el biopic sobre Queen, que no Freddie Mercury, y la recién llegada Rocket man, biopic en este caso del histriónico y excesivo Elton John, alguien se dignase a llevar a la gran pantalla la historia de Led Zeppelin, más allá de lo que Cameron Crowe hizo en Almost famous.
SALVA G.
Título: Jimmy Page. La biografía definitiva.
Autor: Chris Salewicz
Traducción: Salvatore Maldera
Editorial: Libros Cúpula
Edición: 1ª edición, marzo de 2019
Número de páginas: 537 pp.
I.S.B.N. 978-84-480-2525-0