dijous, 8 d’abril de 2021

'Delatora' – Joyce Carol Oates

                                         


¿Hasta dónde debe llegar la fidelidad? ¿Estarías dispuesto a todo por proteger a un ser querido? ¿Aunque esa persona no merezca tu confianza, tu respeto? ¿Se debe admitir y justificar cualquier comportamiento?

La norteamericana Joyce Carol Oates es una autora valiente, sincera. Sin pelos en la lengua. Con su estilo particular e inconfundible (es de esos autores que reconoces al instante una vez que ya lo has leído antes) nunca duda en meterse en todos los barrizales que encuentra a su paso. En sus obras analiza en profundidad los sentimientos y la psique de los personajes, que quedan diseccionados bajo su pluma, desnudos, con la mente abierta, para que el lector hurgue en ella y, con sorpresa, reconozca algunos de esos comportamientos como propios.

A partir de un acto deleznable cometido por miembros de su familia, Violet Rue, la protagonista de Delatora, conoce muchos de los males que aquejan a la sociedad estadounidense: racismo, machismo, pederastia, medios de comunicación, situación penitenciaria, incluso el, en teoría, loable sentimiento de pertenencia a una comunidad, son solo algunos de los temas que usa la autora para componer una severa crítica de los Estados Unidos. Esos problemas, por supuesto, son extensibles al resto del mundo. Al menos, del “mundo civilizado” en el que vivimos confiadamente.

Oates incide, a través de los ojos aún inexpertos de los protagonistas, en temas delicados que en ocasiones dejamos pasar, hechos a los que quitamos importancia, de los que nos reímos nerviosos y dejamos apartados en un rincón de nuestra cabeza, pero que más tarde, al pasar el tiempo, reconocemos como imperdonables.

“No parecía existir equivalente masculino para montar un número, para exhibirse. Como tampoco -algo que descubrirías más adelante-, existe equivalente masculino para zorra, para furcia”.

Violet lucha contra todos y contra todo; también, o quizás sobre todo, contra ella misma, para seguir adelante, para lograr llevar una vida “normal”, a pesar de la carga que lleva sobre sus hombros y por la que todos la juzgan. Especialmente su familia, de la que se ve apartada siendo solo una niña. La trama de la novela se prolonga durante varios años, durante los cuales la protagonista crece y evoluciona condicionada por los vaivenes de los acontecimientos. A consecuencia de ello, Violet sufre, a veces sin ser plenamente consciente de ello, o de a dónde le va a conducir eso, una desesperada necesidad de afecto, de aceptación, que es percibida por hombres dominantes, no siempre violentos a nivel físico pero sí mental, acosadores en fin. Pero también ella es consciente de un cierto poder que tiene sobre ellos y llega a disfrutar ejerciendo ese poder cuando se da el caso. Las cosas casi nunca son blancas o negras, y la protagonista se da cuenta de ello al tiempo que lo hace el lector, que avanza por la historia con una especie de fascinada entrega.

Delatora, como todas las obras de Oates, es una novela compleja, pero no por ello difícil de seguir. La autora tiene siempre la habilidad de hacer sencillo lo difícil, de dirigir los acontecimientos hacia el punto deseado con naturalidad, sin ningún tipo de alarde o exageración, y sin influir sobre el lector a la hora de que este llegue a sus propias conclusiones. O eso parece, al menos.

En serio, lean a Joyce Carol Oates. Esta o cualquier otra de sus novelas. Reconocerán hallarse ante una autora irrepetible.

 Alberto Pasamontes


Delatora 

Joyce Carol Oates

Nº de páginas: 416

Editorial: ALFAGUARA

ISBN: 9788420439501

Año de edición: 2021

Traductor: JOSÉ LUIS LÓPEZ MUÑOZ

Fecha de lanzamiento: 2021

Cap comentari:

Publica un comentari

Popular