dilluns, 25 de maig de 2020

'Blanco' - Bret Easton Ellis


Escritor. Crítico. Tuitero. Hater. Lover. Deslenguado. Transgresor. Hombre. Blanco. Privilegiado.
De todos los adjetivos con los que Bret Easton Ellis (Los Angeles, 1964), el enfant terrible de las letras americanas y adalid de la Generación X se define, eligió posiblemente la más neutra de todas ellas, blanco, para titular a su último libro. Un libro que tiene el privilegio, no solo de ser, el primero de no ficción del autor, si no que resulta ser el primero en casi diez años del autor.
Y con todo, no resulta lo que podríamos denominar un libro nuevo.
Blanco no es más que, primero, un encargo por parte de, tanto el editor como el agente del autor, segundo, un compendio de las introducciones de los podcast del autor y tercero una especie de autoretrato del autor, más allá de que estos ocho capítulos que componen el libro puedan parecer autobiográficos o ensayos sobre su obra y/o el mundo en el que vivimos.
Y sí, Ellis, a sus 56 años, sigue vivo. En Blanco también encontramos todos los adjetivos que aparecen tanto en el inicio de este texto como en la portada del libro.
Aunque en ocasiones tenga que apoyar a Trump y odiar a los Millenials para transgredir las opiniones generales.
No creo que se le escape a nadie de sus lectores, fans en muchos casos, parece ser que a Ellis o lo amas o lo odias, y ciertamente no creo que nadie que le odie lea su libro, que el interés decae cuando sus comentarios versan sobre la política estadounidense y se crecen cuando sus notas pasan a ser lo que coloquialmente se suele denominar una autobiografía. Como aquel inicio demoledor de Lunar Park (Mondadori, 2006), y que tras la lectura de Blanco entendemos la razón de aquellas palabras.
No puedo esconderlo, Ellis me parece la mente más lúcida de su generación, dice aquello que piensa, y no piensa aquello que dice, habla con sinceridad, cuenta su verdad, que en muchos casos se torna La verdad, y todo ello lo hace desde la perspectiva del conocimiento. Un dato: su crítica a los millenials tiene base y fundamento, él tiene por pareja a uno de ellos desde hace años y su pasión es observarle. Extrapolar sus actitudes a toda la generación puede resultar exagerado, pero sin duda cuando el río suena es que agua lleva.
Blanco no son las memorias de su autor, por mucho que el fajín del libro lo predique, hay que vender, eso está claro, son más sus recuerdos y como todo recuerdo puede ser modificado al gusto del instante y ahora señores míos estamos en pleno siglo XXI.
También resulta altamente probable que Ellis, convertido en un personaje en sí mismo, tenga que mantener una reputación y se dedique a polemizar con cualquier tema que se le proponga, y esto hace que, no quiera, si no que deba, provocar con cada una de sus palabras y esto acabe saturando al más escéptico. Pero sinceramente creo, después de haber seguido la obra de este hombre desde su primer libro, Menos que cero (1985), editado en nuestro país en 1988 por Anagrama, que él es así, real, directo, contemporáneo, un observador, que sí, pone constantemente el dedo en la llaga, pero que también intenta sanar esas mismas heridas con sus opiniones, por mucho que estas en ocasiones puedan doler.
Ya lo dice el dicho: la verdad duele y Blanco resulta por momentos muy doloroso.
SALVA G.
Título: Blanco
Autor: Bret Easton Ellis
Traducción: Cruz Rodriguez Juiz
Editorial: Random House
Edición: 1ª edición, marzo de 2020
Número de páginas: 251 pp.
I.S.B.N. 978-84-397-3662-2

dimecres, 20 de maig de 2020

'El manual del silencio' - Miguel Hurtado


El ClubGracias a DiosSpotlightEl bosque de Karadima e incluso La mala educación de Pedro Almodovar, son excelentes y necesarias películas que retratan sin temor la crueldad de los abusos sexuales a menores por parte de la iglesia católica en todo el mundo. Y todas y cada una de ellas están basadas en hechos reales. También Mea máxima culpaLíbranos del mal o Examen de conciencia son magníficos documentales que retratan con toda su crudeza los abusos por parte de la iglesia sobre menores. Así que sí, está claro que, por una parte, los abusos han existido, y por otra que estos están bien documentados. Tanto, que hasta el mismísimo Vaticano tiene bajo llave los informes relativos a esos abusos, informes que se mantienen a buen recaudo. Por lo que pueda pasar.
Así que visto lo visto hasta ahora, y tal y como dice el autor de El manual del silencioMiguel Hurtado: cuando hablamos de pederastia en la iglesia, todos los caminos conducen a Roma. Y sus acusaciones no acaban aquí. Trata al papa Francisco como el mayor empleador de pederastas del planeta.
A los dieciséis años Hurtado se apuntó al grupo de scouts de Montserrat por recomendación de una amiga de su madre. Acababa de empezar a aceptar su homosexualidad y lidiaba con una familia disfuncional, hasta tal punto que años después cortó todos los lazos que le unían a ella. En Montserrat se apoyó en el germà Andreu, un monje de sesenta años que había fundado el grupo scout, un hombre querido y respetado por la comunidad. Creyéndose a salvo en Montserrat, el autor confesó al germà su identidad sexual y este, bajo el pretexto de ayudarle a curarse, abusó sexualmente de él.
No fue el primero, ni desgraciadamente el último, por mucho que Hurtado lo denunciase. Un poco de dinero negro, entonar el mea culpa y unos rezos hicieron el resto.
Hasta que salió, como él mismo dice, nuevamente del armario. Y lo contó todo.
El manual del silencio es su historia. Toda su historia. Una historia que a día de hoy se sigue produciendo y la iglesia sigue guardando silencio. Callar es lo máximo que la iglesia católica hace con los pederastas. Bueno, eso y trasladar de un lugar a otro a los abusadores. Esconderlos de los medios. Para que más adelante sigan cometiendo sus atrocidades. ¿O es que hay algo más atroz que usando el poder que uno tiene abusar del débil? Que alguien vea el documental de Alex Gibney Mea máxima culpa por favor y después hable, si es que tiene palabras para ello. 
El documental se centra en el caso del Padre Lawrence Murphy, un carismático sacerdote de Milwaukee que abusó de más de 200 niños sordos en una escuela que dirigía.
Lo dicho, sin palabras.
Hurtado no solo expone al caso a la luz pública con su libro, sino que a la vez extrae sus propios demonios de su interior y si en las primeras páginas del libro tras los abusos encontramos a un adolescente confundido, hundido, airado e impotente, en las páginas finales vemos a un hombre adulto sereno, entero, consciente de su pasado, pero mirando a su futuro, con dolor, pero sin ira. Sí, Hurtado no es el mismo al inicio de la historia que al final de ella. Un lento pero efectivo proceso que le lleva de victima a activista. 
El manual del silencio no es libro de lectura agradable, más que nada por el tema tratado. Nadie quiere leer las penurias de los demás, pero sin duda es interesante de leer, ya que esos demás algún día podríamos ser nosotros. Y es que por mucha denuncia por parte del autor en sus páginas, la iglesia sigue haciendo de las suyas. 
El libro de Hurtado conlleva reflexión tras su lectura, tanto por las declaraciones del autor, cuanto más por los temas tratados. Es inconcebible que en pleno siglo XXI y mientras el papa Francisco sigue asegurando que tolerancia cero con los abusadores, se sigan cometiendo abusos bajo sus alas. Es la hipocresía de la iglesia. 
Un servidor siempre lo dijo: haz lo que yo diga y no lo que yo haga. Un excelente lema para un cura. 
Por fin ese “manual del silencio” que, desde siempre, ha servido para encubrir a los pederastas dentro de los muros de la iglesia acusa e inculpa de sus actos a todos ellos. Todo y que queda mucho camino por recorrer, sabemos cual es la meta. Y cómo llegar a ella.
SALVA G.
Título: El manual del silencio
Autor: Miguel Hurtado
Editorial: Planeta
Edición: 1ª edición, febrero de 2020
Número de páginas: 476 pp.
I.S.B.N. 978-84-08-22332-0

dijous, 14 de maig de 2020

'Enero sangriento' – Alan Parks


Glasgow, enero de 1973. El detective Harry McCoy recibe un soplo. En unas horas, una joven será asesinada en la estación de autobuses de Glasgow. McCoy decide tomarse la advertencia en serio, pero a pesar de acudir al lugar, es incapaz de evitar que la mujer muera. A partir de aquí, el escocés Alan Parks nos introducirá en una escalada de violencia que hace honor al título de su primera novela en el Glasgow sucio, feo y tremendamente peligroso de los años setenta, cuando el paro, los salarios bajos y la recién llegada heroína golpeaban la ciudad con fuerza.
McCoy no es, precisamente, un policía modelo. Con una infancia desgraciada que aún le atormenta, da la impresión de haber acabado en la policía igual que podía haber terminado apretando tuercas en una fábrica o vendiendo droga. Mantiene una delicada relación con una prostituta enganchada a todo lo que pilla, y él no le hace ascos a acompañarla en sus “viajes”. Bebe más, mucho más, de lo que sería recomendable, y no duda en bordear la ley y saltársela cuando hace la vista gorda, y algo más, en los asuntos relacionados con Stevie Cooper, un paranoico mafiosillo local al que debe probablemente la vida de los tiempos en que ambos coincidieron en un orfanato. A pesar de todo ello, McCoy mantiene un orgullo profesional que le hace implicarse de lleno en los casos con los que le toca lidiar. Más aún cuando, en el curso de la investigación, se ve complicada la familia Dunlop, la más poderosa de Glasgow, con la que McCoy guarda alguna cuenta pendiente.
Parks maneja los tiempos con habilidad, manteniendo siempre un ritmo alto. La prosa está exenta de adjetivos innecesarios y no rehúye en ningún momento de la crudeza que la historia, realista y opresiva, necesita. La corrupción policial, los favores debidos, la impunidad con la que determinados miembros de la sociedad guían sus actos, no podían ser descritos de otro modo. Me ha recordado a los grandes del género. En especial, y salvando las distancias entre los personajes protagonistas, a Ted Lewis y su Carter. El noir que nos llega de las islas británicas tiene un nuevo capo. Si le gustaba a usted Ian Rankin, aparte sus libros, déjelos en un rincón de la estantería y haga sitio a Alan Parks. Enero sangriento es solo la primera de las tres novelas de las que, por el momento, consta la serie McCoy. Se publicó en 2017 y llega ahora a España de la mano de Tusquets. Esperemos que no se demore mucho la traducción de las siguientes entregas. De lo contrario, voy a tener que desempolvar mi olvidado inglés.
Alberto Pasamontes

Enero sangriento 
Alan Parks
Tusquets editores 
Año 2020
Traductor Juan Trejo
Número de pág. 400

dilluns, 11 de maig de 2020

'Cuando Lisboa Tembló' - Domingos Amaral


El 1 de noviembre de 1755 hubo un gran terremoto que destruyó la ciudad de Lisboa. El libro relata cómo les cambió la vida a nuestros protagonistas principales; dos monjas condenadas por la inquisición, un niño que busca a su hermana gemela, dos piratas, un comerciante inglés y una esclava. 
La historia de cada uno se va desgranando e intercalando a medida que la ciudad va siendo azotada por los tres elementos de la naturaleza: tierra, agua y fuego. Y así se estructuran sus capítulos, dejando el elemento aire para su desenlace. 
Es interesante reflexionar sobre los actos de las personas una vez lo han perdido todo, su casa e incluso familiares. El ser humano es un ser social y tiende a agruparse, por protección o solidaridad. Aquellos que estaban buscados por la ley se encuentran de repente liberados y sin nada más que perder, pues ya lo daban por perdido antes, se les abre un mundo de nuevas oportunidades.
También es interesante conocer la reacción del gobierno, un joven rey y su primer ministro Sebastiao José de Carvalho, ante tal situación de emergencia en contraposición a la reacción de la iglesia. 
Lo que más me gusta de un libro histórico es que puedes visitar más tarde esos mismos escenarios donde sucedieron las historias que hemos leído y ver el resultado de la historia de la ciudad. Una historia triste donde perdieron la vida muchas personas pero como ocurre casi siempre después de una gran desgracia, se reinventa y renace una ciudad nueva, tal y como la conocemos ahora. 

Judith Barrios

Cuando Lisboa Tembló
Domingos Amaral 
Nº de páginas: 448
Editorial: GRIJALBO
ISBN: 9788425358357
Año de edición: 2020
Traductor: ROSA MARTÍNEZ ALFARO

dijous, 23 d’abril de 2020

'Los siete maridos de Evelyn Hugo' - Taylor Jenkins Reid


Aunque Los siete maridos de Evelyn Hugo fue escrito dos años antes de Todos quieren a Daisy Jones, el destino quiso que no se publicaran en nuestro país el mismo año y con un mes de diferencia, aunque sorprendentemente el primero en publicarse fue el último escrito.
Y más sorprende tras su lectura, que se hayan tardado dos años en editar esta maravillosa obra de orfebrería hace que nos llevemos las manos a la cabeza.
Si en  Todos quieren a Daisy Jones, la protagonista era una rockstar, en Los siete maridos de Evelyn Hugo, la protagonista resulta ser una famosa actriz del Hollywood dorado: Evelyn Hugo.
Y sí, por supuesto, en esta ocasión, nuevamente Taylor Jenkins Reid, nos vuelve a colar una biografía de un personaje inventado, al cual cuando finalizamos el libro no solo adoramos, sino que veneramos y empatizamos con su vida.
Los siete maridos de Evelyn Hugo narra la historia de Evelyn Herrera, una cubana de nacimiento que tras emigrar a Estados Unidos consigue fama, dinero y éxito a partes iguales, pero que deberá luchar más que nada en el mundo por el amor.
Un amor que busca en sus siete maridos, pero que en ninguno de ellos encuentra.
Pero no adelantemos acontecimientos.
Todo tiene un principio, y el de Los siete maridos de Evelyn Hugo comienza con Monique Grant, una periodista desconocida que trabaja para una revista anodina y a la cual acaba de dejar su marido. Pero no todo en esta vida es depresión y oscuridad. Monique recibe la tarea de entrevistar al ícono de Hollywood Evelyn Hugo en su lujoso apartamento. Hace muchos años que Hugo vive retirada de la vida pública, pero la donación de gran parte de los vestidos que lució durante su época dorada a una causa benéfica le hace saltar de nuevo a la palestra informativa. Es ella personalmente quien busca a Monique para ese artículo. Y aunque en un principio todo el mundo da por hecho de que Hugo hablará poco y lo poco que diga no cambiará el mundo, no podían estar más equivocados: Hugo contará todo lo referente a su vida, incluyendo los famosos siete maridos, sin pelos en la lengua, con todo lujo de detalles.
Pero Hugo pone una condición: no habrá artículo que valga, todo el material irá en un libro que firmará Monique Grant.
Monique será la primera sorprendida por esa elección, y por ende el lector. Hasta que Jenkins nos desvela en una giro de los acontecimientos sorprendente quién es Monique.
Aun contando que Evelyn Hugo es mitad Elisabeth Taylor, mitad Ava Gardner, la primera se casó ocho veces, la segunda contó los secretos de su vida a un periodista, resulta curioso como tiene vida propia y al final acabe siendo más creíble que la realidad.
Los siete maridos de Evelyn Hugo está lleno de glamur, pero no es oro todo lo que reluce en el clásico Hollywood por ello también encontramos traición, oscuros secretos, escándalos y penurias. Amén de la historia de siete maridos, desde el inicial Ernie Díaz, cuando Hugo contaba con quince años de edad, hasta el último con Robert Jamison, hermano de Celia StJames, amiga personal de Hugo y famosa actriz ganadora de un Oscar.
Definitivamente Jenkins es una apuesta segura, su firme escritura y su profundidad a la hora de crear personajes, hace de sus obras un disfrute para todo amante de la lectura, y más cuando sus obras resultan tan redondas.
Un fervoroso aplauso para Taylor Jenkins Reid.
SALVA G.

Título: Los siete maridos de Evelyn Hugo
Autor: Taylor Jenkins Reid
Traducción: Nora Escoms
Editorial: Umbriel
Edición: 1ª edición, febrero de 2020
Número de páginas: 384 pp.
I.S.B.N. 978-84-17981-00-6

divendres, 17 d’abril de 2020

'El chico de las bobinas' - Pere Cervantes


Se aleja el eficiente Pere Cervantes de su zona de confort, la novela negra, esa que tantos bienes le ha dado, y lo hace para meterse en su última novela, por el momento, El chico de las bobinas. Lo hace con una historia ambientada en la Barcelona de posguerra. Yo no lo hubiera hecho. Creo que tenemos ya mucho escrito (y filmado) en este país sobre la guerra civil y sus dolorosísimas consecuencias. Tanto bueno como malo. Pero el mundo es de los valientes, que dijo alguien, y Pere está claro que es un tipo que no se echa atrás ante las dificultadas. Veremos si ha salido airoso.

El chico de las bobinas, antes de nada, es una visión enamorada y eternamente agradecida a la Barcelona de los años cuarenta. A toda España, por qué no. A la gente que salió adelante de la nada, cuando allí, y en el resto del país, no había nada más que miseria, miedo, enfermedad, frío y ganas de vivir. Es un homenaje también para los que, pese a sus esfuerzos, no fueron capaces de lograrlo. A sus gentes trabajadoras, hombres y mujeres, pero sobre todo a estas últimas. Mujeres que resistieron y supieron seguir avanzando cuando sus maridos (no todas los seguían teniendo después de la cruenta guerra y terrible represión) salían a buscar algún trabajo con el que llevar algo a casa para alimentar las bocas hambrientas de sus hijos. Mujeres que trataban también de aportar lo poco que podían a la economía familiar de la forma en que buenamente podían, haciendo lo que tuvieran que hacer, cualquier cosa, para lograrlo. A veces esos maridos ni siquiera llegaban a aportar todo lo que ganaban al final del día, perdidos en un marasmo de desesperación que preferían ahogar con unos chatos o unos pocos besos ajados al fondo de la barra de alguna oscura tasca.

Ellas estaban siempre allí. Haciendo lo imposible, arrancando esperanza y alimento del aire que respiraban. Un aire opresivo, cargado, siempre con la amenaza de las temibles fuerzas de seguridad del régimen, la temida y todopoderosa Brigada Político Social, encargada de reprimir toda oposición al franquismo valiéndose de todos los medios a su alcance.

Escribo estas líneas mientras me recupero del infausto Covid-19. He leído la novela en el hospital y ahora estoy en casa. Impresiona darse cuenta cómo son las mismas personas, las que vivieron y sufrieron todo el horror de la guerra y años posteriores, las que lucharon lo indecible para hacer de este país un lugar habitable, seguro, mejor, las que ahora se encuentran al final de sus días con este nuevo calvario que se los lleva por delante. La medicina de guerra no puede parar. Muchos de ellos no son atendidos para priorizar pacientes con mayor esperanza de salvación. Es absolutamente devastador. Uno se pregunta en qué hemos fallado cuando hemos de dejarlos a su suerte una vez más. 

Aquellos que lucharon para que otros hayamos tenido una vida mejor y más fácil, se encuentran ahora con que se les exige un último sacrificio inaceptable. Pere Cervantes, obviamente, no sabía lo que iba a ocurrir a poco de aparecer El chico de las bobinas. De haber sido así, quizás hubiese optado por otro planteamiento, por otro final. Pero las circunstancias son las que son, y todos estos terribles acontecimientos al final demuestran el acierto que ha tenido llevando la historia del modo en que lo ha hecho, la clarividencia que muestra en las reflexiones que nos ofrece en las últimas páginas, de las que no diré nada aquí.

Se habrán dado cuenta ya de que esta es una novela de homenajes. A Barcelona, a sus mujeres. Nos falta algo aún. Es un enorme homenaje al mundo del cine; un entretenimiento que, sin duda, a más de uno dio esperanza, aunque fuese de semana en semana, mediante esa “gran mentira” que les transportaba a lugares lejanos y más felices, salvándoles por unas horas, las suficientes para coger fuerzas de nuevo, de momentos de zozobra como los que vemos en El chico de las bobinas. 

Nil vive en Barcelona con su madre. Sobreviven, más bien, como todos los perdedores de aquella contienda absurda. Nil perdió un brazo en un bombardeo en el que murió su hermana pequeña. David Roig, su padre, no está con ellos. Actor de doblaje, hace años que se dedica a combatir el régimen y vive escondido en los Pirineos, así que son Nil, que recorre Barcelona en bicicleta llevando las bobinas de las películas a los distintos cines para que el espectáculo nunca se detenga, y su madre Soledad, aprovechando cualquier pequeño encargo que le pueda reportar unas pesetas, incluso aunque para ello tenga que ponerse en riesgo mediante el estraperlo, quienes llevan el peso de su vida. 

Pere Cervantes ha sabido tratar el tema con un cariño y respeto exquisitos, aportando el punto justo de calor humano, de sensibilidad que, sin caer en la ñoñería, conduce la historia desde el inicio al final por el cauce que debe llevar. Solo en algunas ocasiones, y no soy un tipo que se asuste fácilmente con la lectura, la dureza de las acciones del inspector Valiente de la BPS me ha llevado a percibir un ligero exceso (por abundante) por parte de Cervantes en su afán por hacernos llegar la brutalidad imperante en la época. Es lo que había, no cabe duda, pero quizás algún lector pueda llegar a sentir demasiado en sus propias carnes los padecimientos de los protagonistas. En cualquier caso, eso también habla bien de la capacidad del autor para despertar en el lector las sensaciones que busca.
No se dejen asustar. La novela es magnífica, y yo un picajoso. Quizás si el autor no lo hubiese hecho así, hubiésemos echado en falta ese último punto que necesitaba el desenlace de la novela. 

Como decía, yo no me hubiese metido. No es ni siquiera el tipo de lectura ante la que me hubiera detenido en el expositor de una librería. Quizás usted tampoco, pero si por casualidad anda perdido entre los estantes y un buen librero se la recomienda, hágale caso. Le aportará mucho. Más aún, y esto no deja de ser fruto de una desgraciada casualidad, con la que está cayendo.

Alberto Pasamontes

El chico de las bobinas
Pere Cervantes 
Ediciones Destino
544 pag.
Fecha de publicación: 
ISBN: 978-84-233-5717-8
Colección: Áncora & Delfin

dimarts, 14 d’abril de 2020

'1793' - Niklas Natt Och Dag


Nos encontramos en Otoño de 1793, en la Suecia heredera del período absolutista de Gustavo III. La miseria y la desesperación “campan a sus anchas” por los insalubres barrios y calles de Estocolmo, donde la población mal sobrevive en su diaria lucha con asumida desesperación.

Mickel Cardell, mutilado de guerra, guardia de la Jefatura de la Casa Indebetouska es despertado en medio de una fuerte resaca, para que se acerque al Lago Fatburen. Unos niños, jugando, han encontrado un cuerpo desmembrado flotando en sus aguas.

A su vez, la policía contacta con el abogado y asesor Cecil Winge para que de modo excepcional tome las riendas de la investigación. Winge, víctima de una tisis en fase terminal, dedicará sus últimos esfuerzos en resolver el caso junto a Cardell. Misterios, pobreza y violencia sin escrúpulos no les abandonarán a lo largo de las pesquisas.

Las vivencias de los protagonistas se entroncarán con las historias de supervivencia de Kristofer Blix y de Anna Stina para llegar al más que elaborado final de este libro.

Novela negra donde las haya con grandes dosis de sangre, hedor y violencia. Las elaboradísimas descripciones el autor, tanto en ambientes como en personajes y situaciones hacen que el lector, por momentos, pueda cerrar los ojos y rozarse con los protagonistas.

La novela de gran intensidad nos atenaza en sus diversas historias para generarnos un estado de ansia y necesidad de llegar al final para descubrir qué, en común, a parte de una desgraciada existencia, pueden compartir sus protagonistas. A pequeñas dosis, el libro te irá respondiendo.

Josep Ma Poch

1793
Niklas Natt Och Dag    
Traducción Patricia Antón
EDITORIAL SALAMANDRA
Enero 2020
Formato, páginas: Tapa blanda con solapas, 432
ISBN: 9788498389852

dilluns, 30 de març de 2020

'Y Julia retó a los Dioses' - Santiago Posteguillo


Pero ¿Que sabían ellos, todos, del poder, de crear una dinastía, de forjar el imperio más grande nunca conocido?
¿Merecía la pena tanto dolor?
Julia se acurrucó y empezó a llorar, todo merecía la pena. Si, por el sueño más grande, ese que solo podía conseguir una mujer. Porque ellos no entienden, no saben, no sienten . . . 
Estas frases podían resumir el pensamiento de Julia Domna, la inteligente y bella esposa del emperador Septimio Severo y madre del emperador Caracalla. Una mujer para la que no hubo limites ni tabús que no se pudieran transgredir por el bien de mantener el control de su dinastía.
Una luchadora que, además, aunque no lo consiguió, intento con clarividencia   lograr una paz duradera uniendo los destinos de Oriente y Occidente. Quien sabe si de haberse llevado a cabo ese matrimonio, el mundo ahora sería diferente.
En la novela, Posteguillo nos adentra (otra vez) en los círculos de poder del imperio Romano y ahora en una ingeniosa mezcla, añade a las deidades del Olimpo en estas luchas de poder. Julia deberá, sin saberlo, pasar las 5 pruebas que los dioses le ponen por delante, incluida la que sin remisión le llevara a la muerte.
Otro personaje muy destacado en la novela y que además nos va dando el tempo de la historia es el medico imperial, Galeno, que como dice el autor en una entrevista: A Galeno, con la tecnología de hoy, el coronavirus le duraba 2 tardes (quizás exagera Posteguillo).
Entre tanta lucha de poder, surge, y es de agradecer, una historia de amor, entre Quinto Mecio y Julia. Aunque teñida de lealtad en un primer momento, el jefe del Pretorio admira y sirve no solo a su Augusta, si no a la persona, a Julia a la que además de amar (a escondidas) admira como persona y estadista.
Lectura muy recomendable para cualquier momento, pero si además le añades la cuarentena que estamos padeciendo, entonces se convierte en recomendabilísima!!!

Marcial García Llorente

Y Julia retó a los Dioses 
Santiago Posteguillo
Ed Planeta
Nº de páginas: 792 
ISBN: 9788408224693 
Año de edición: 2020

dijous, 26 de març de 2020

'La humanidad en peligro' - Fred Vargas


¡Qué título más apropiado para estos días que estamos viviendo a nivel mundial!
Sin ningún tipo de duda, la humanidad está en peligro, más que nunca en este momento de la historia, y este La humanidad en peligro, última obra de Fred Vargas (seudónimo de Frédérique Audoin-Rouzeau, París, 1957) no solamente es una excelente lectura para los días de confinamiento, si no que además, demuestra, por un lado, y ratifica, por otro, la realidad vigente en el mundo: entre todos estamos acabando con él y por ende con nosotros mismos.
Otra cosa es que todo lo que cuenta ya se haya explicado, o bien en documentales, o mejor en otros libros, e incluso en canciones: Herencia letal(1983) de Barón Rojo es un claro ejemplo de ello, sobretodo cuando Sherpa canta al final del tema aquello de: 
Si tu ambición hace del mar
un basurero nuclear
y el equilibrio natural
se hace desolación
No te extrañe que no puedas sobrevivir
no te extrañe que el desastre te alcance a ti
O cuando hace lo propio al inicio del mismo contando:
Eres un hombre de habilidad
piensas con vanidad
y contaminas para aumentar la rentabilidad
El mundo es solo una transacción
que te enriquecerá
si lo sabes manejar
Y ahí es donde Vargas al igual que hacía Sherpa hace más de treinta y cinco años pone los puntos sobre las íes, diferenciando claramente a Ellos de Nosotros.
Ellos, nuestros gobernantes y a los industriales multimillonarios a la cabeza de lobbies que los tienen bajo su control, y Nosotros, la gente, los pequeños, los grandes, los medianos, los de izquierda, los de derechas, qué más da, en definitiva, nosotros, la gente.
Hace diez años, Vargas publicó un breve texto sobre ecología, sin imaginar que tendría una difusión sin precedentes. Cuando supo que el texto iba a ser leído en la inauguración de la COP24, decidió ampliarlo. El resultado es este ensayo, riguroso, accesible y necesario.
Todos somos conscientes de que la Tierra está en peligro, el calentamiento global es un hecho y el cambio climático una amenaza real, pero no hacemos nada para corregir esa situación. Tal vez como individuos sí, pero como colectivo no.
Este es el punto de partida que llevó a Vargas a escribir este libro, un ensayo que se convirtió en manifiesto, en el que, dejando al margen posturas políticas e ideológicas, critica la desinformación, propone acciones concretas para corregir los excesos de determinadas prácticas y nos insta a la moderación para reducir sus efectos devastadores. 
Durante años, la autora estuvo investigando, buscando datos fiables, fuentes fidedignas y estudios concluyentes, para que la redacción del libro fuera lo más veraz posible y ciertamente, los resultados causan escalofríos.
No solo estamos agotando los recursos medioambientales, también gracias a, o por culpa de, el sector agroalimentario, estamos contaminando más de lo debido, permitido o recomendado.
Amén de las grandes multinacionales que campan a sus anchas, como Coca Cola y Nestlé. De esta última no explica la razón, pero lo de la multinacional americana es de juzgado de guardia y no, no pienso hacer un spoiler, si queréis saber de qué hablo, leed el libro, pero ya os aviso de las consecuencias, si tenéis un poco de sentido común, dejaréis de beber el famoso refresco por el bien del mundo.
Sin duda La humanidad en peligro sorprende por su arriesgada puesta en escena, sin cortapisas, a la brava, sin capítulos que den la opción de respirar, es más, cuando encontramos algo que nos puede salvar, siempre aparece ese pero tan odioso que hace que de nuevo nos planteemos todo.
Muchos dirán que es un libro tremendista, apocalíptico, incluso alarmante sin necesidad de ello, pero lo que está claro es que alguien debía poner por escrito todo lo que estamos haciendo mal de un tiempo a esta parte, para poner remedio el caos que en pocos años podemos tener encima.
Sé que su lectura en días de confinamiento no es lo ideal, ahora más que nunca necesitamos esas comedias tan banales que Wilde escribía cuando era un padre de familia casado y con hijos, pero si hay un momento en esta vida en que nos daremos cuenta de lo que e realidad está pasando, sin duda será este, el momento en que vemos, la realidad así lo demuestra, de que como sociedad estamos en verdadero peligro.
Como siempre digo en estos casos, libros como este deberían ser de lectura obligada en TODOS los colegios del mundo, para así concienciar a la población.
SALVA G.

Título: La humanidad en peligro 
Autor: Fred Vargas
Traducción: Anne-Hélène Suárez Girard
Editorial: Siruela
Edición: 1ª edición, ferbero de 2020
Número de páginas: 291 pp.
I.S.B.N. 978-84-17996-63-5

dilluns, 23 de març de 2020

'Un cuento perfecto' - Elísabet Benavent


Érase una vez una mujer que lo tenía todo y un chico que no tenía nada.
¿Y si en realidad fuera al revés?
Margot, nombre real Ana Margarita Ortega Ortiz de Zarate, tiene 32 años, una cantidad aberrante de acciones del grupo hotelero de la familia, cargo en la junta, un piso en la Castellana de 300 metros, estudios en un internado suizo, secretaria personal, dos hermanas mayores y una madre demasiado estirada, además de viuda. Dinero no le falta, posición social tampoco, y trabajo menos. A sus 32 años la salud ni le importa. Pero...
David tiene 27 años, tres trabajos, dos de los cuales odia a muerte, vive en casa de un amigo, Iván, compañero de uno de sus trabajos, con Dominique, la novia del amigo y Ada la hija de ambos, duerme en el sofá y tiene una novia, Idoia, cañón, con la que hacer el amor resulta como si uno estuviera en una película porno perfecta. Pero...
Margot sale corriendo de su boda cuando un ataque de pánico le sobreviene, dejando a 500 invitados con un palmo de narices. Además de un novio, Filippo, italiano, alto, rubio, fuerte, el Iron Man de los novios tal y como le llamará después David, confuso, desorientado con su propia vida, preguntándose qué pasa en la vida de Margot para que tomase esa decisión.
La vida de Margot hasta ese momento era un cuento, con príncipe incorporado, pero había un problema, ella no quería ser la princesa de ese maldito cuento que le asfixiaba. Margot tenía todo, eso le hacían creer su círculo vital, pero en realidad no tenía nada.
David pierde a Idoia y cae en un agujero negro. Idoia es una diosa, la típica mujer que hace girar la cabeza a todos os hombres cuando pasan por su lado, pero David es poco para ella.
Es en el momento en que David y Margot se conocen en el bar donde el primero trabaja cuando da inicio el cuento perfecto que reza el título del libro.
Un libro que bien podía haber sido más corto, sus más de 600 páginas en un punto resultan hasta aburridas, pero que en su inicio y sobretodo en su desenlace resulta fantástico.
Realmente justo en el momento en que los protagonistas viajan de vacaciones a Grecia el libro hace que perdamos interés en él. Es en esos instantes cuando la novela me recordó a 50 sombras de Grey, aunque en este caso la millonaria es ella y no él, y el sexo que practican no resulta tan fetichista.
Pero debemos asumir que si descontamos esas páginas, la novela resulta divertida, fresca, dinámica, con unos personajes principales, David y Margot, que crecen en cada uno de los capítulos mientras buscan su voz personal, su sitio en el mundo y su propia libertad.
En definitiva todo un acierto por parte de Elísabet Benavent (Gandía, 1984), que en breve verá como la “saga Valeria” será a adaptada al formato serie este 2020 en más de 190 países por parte de Netflix.
Un cuento perfecto resulta a la postre una novela romántica (¿acaso todas las historias no lo son?) muy al estilo de las que mi añorada NoraEphron (1941-2012 Nueva York) escribió o dirigió en vida, donde las mujeres tienen una fuerte personalidad y luchan por hacer caer el jugo del patriarcado así como la búsqueda de su propia felicidad, dejando en el camino una vida feliz, pero no real (tanto Candela como Patricia, las hermanas mayores de Margot también tienen su propio cuento perfecto durante la novela y ambas dejan tras de sí una vida que no les llena lo suficiente como personas)

Alocada, ágil en su lectura, en parte debido a que ambos protagonistas toman la palabra simultáneamente, llena de amor, rebosante de sexo en su parte central, y aun tratando un tema tan banal, el regusto final nos hace pensar si en lo que estamos viviendo es lo que realmente queremos vivir.

SALVA G.

Título: Un cuento perfecto
Autor: Elísabet Benavent
Editorial: SUMA de letras
Edición: 1ª edición, febrero de 2020
Número de páginas: 635 pp.
I.S.B.N. 978-84-9129-191-6

dijous, 12 de març de 2020

'El corazón de la fiesta' - Gonzalo Torné


El corazón de la fiesta es ficción. Ficción de la buena: aquella que resulta más verídica que la realidad. Pero los nombres están cambiados. Por supuesto. Pero el lector no es tonto. Tal vez tampoco sea inteligente, pero no hay que tener muchas luces para encontrar la verdad entre tanta mentira.
Los Masclans son una familia catalana com cal. El padre es President de la Generalitat. Pere es su nombre. Montse es su mujer, de buena familia, los Codony. Sus hijos, llamados el Bastardo (obvio, nació fuera del matrimonio principal); Yúnior (obvio también, es el pequeño de la saga familiar aunque su nombre sea Pere, como el del padre); el Taradet, aunque en realidad se llame Francesc y sea nada menos que l'hereu; y la Paradeta.
Todos ellos viven del dinero de sus padres, aunque tienen sus propios negocios, algo turbios, sin duda, que casualmente también controlan sus padres. Bueno, en este caso su padre, el apodado Rey de Cataluña. Dado que sus padres son ricos sin discusión y la Primera familia del país, no hay problema alguno en su día a día.
Si hasta aquí no has averiguado quién es esa familia, quienes son sus hijos y cuáles sus negocios, no has vivido en Catalunya en los últimos treinta años.
Pero El corazón de la fiesta se inicia con otra protagonista: Clara Montsalvatges.
Después de heredar une enorme piso en el centro de Barcelona, en la calle Balmes para más señas, una “indecencia inmobiliaria” según ella misma, y reconvertirlo en un espacio donde cuidar a amigas que pasan una mala racha, sea esta profesional, amorosa o de salud, el verano llega y el espacio se vacía. En el piso de enfrente aterriza una pareja: el Bastardo y Violeta Mancebo, su pareja.
Estos se pasan el día y la noche dando gritos y peleándose.
Asustada por la violencia y un poco por jugar, Clara avisa a su antiguo novio para que le ayude a resolver el misterio. Clara acabará conociendo a Violeta y se convertirá en su confidente. Esta le contará su historia, que resulta a la postre el eje central de la novela, más allá de la primera historia con la que da inicio el relato, la de Clara y su novio.
El corazón de la fiesta muestra los extremos opuestos en todos los ámbitos posibles. Es la lucha de clases. La diferencia más abrumadora. Desde un simple apellido, hasta la forma de hablar, vestir o ser. Tus raíces marcan quien eres. Hasta tus pensamientos te hacen más débil que el resto. En todo ello solo hay una única cosa que hace decantar la balanza a uno u otro lado: el dinero.
En uno de los capítulos, el Bastardo le propone a Violeta que tire por el water billetes de quinientos euros. Aunque al principio ella piensa como una pobre, acaba tirándolos. Pero sus raíces le hacen meter la mano en el inodoro y recuperar uno de eses billetes.
Ahí radica la diferencia entre ellos y nosotros. Claro que ese dinero no lo ganaron con el sudor de su frente como nosotros.
El corazón de la fiesta contiene una narrativa intensa, un collage de voces, aunque Violeta se turna con el Bastardo en las voces principales, y muestra sin tapujos lo que el poder puede hacer a las personas, más allá de que el dinero es muy goloso.
Resulta curioso comprobar, que en El corazón de la fiesta el final se torna más trágico que la realidad, siempre queda la esperanza de que algún día la ficción supere a la realidad y no al revés como siempre suele ocurrir.
Desvergonzado, directo, apabullante, sobrio y real, muy real, por mucho que no tengan cara y ojos los personajes retratados.
Spoiler: su lectura puede escocer a alguien.
SALVA G.
Título: El corazón de la fiesta
Autor: Gonzalo Torné
Editorial: Anagrama
Edición: 1ª edición, enero de 20120
Número de páginas: 253 pp.
I.S.B.N. 978-84-339-9889-7

dilluns, 9 de març de 2020

'Más rápida que la vida' - Celia Santos


Lo confieso, aunque tenga carnet de conducir, hace ahora 33 años que aprobé el examen, a la primera, por la cuenta queme traía, nunca conduje, por suerte para la población, no al menos coche propio, siempre me moví en transporte público en mi ciudad, y aunque mi propio padre sea un verdadero amante de los coches y en su mejor época poseyera todos y cada uno de los carnets posibles de conducción, maldita sea, lo diré, odio el coche y conducir.

Efectivamente, la pregunta que se hace todo el mundo, es: cómo me pude leer un libro que habla no solo de una mujer piloto, la primera en Inglaterra, sino que además cuenta las virtudes de los coches en general y de los usados por Dorothy Levitt, la susodicha conductora en particular.

La respuesta es sencilla.

Por un lado, mi afán de conocimiento, adoro estas viejas historias basadas en hechos reales que por una causa u otra son desconocidas para el gran público, ello fue lo que me hizo empezar a leer el libro, y por otro lado, la calidad abrumadora del mismo. Fue comenzar su lectura y literalmente en menos de 24 horas acabar de leerlo, buscando más y más en cada uno de sus rápidos, frescos y efervescentes capítulos.

Celia Santos (Bergara, 1972) continúa adentrándose en la historia pretérita para no solo poner en primera línea a esas mujeres empoderadas antes del empoderamiento actual del género femenino, sino también para demostrar con su escritura que ella también en un futuro, bien podría ser una de esas historias reales de mujeres excelentes. Como bien dice Camille Du Gast (1868-1942), en uno de los capítulos, quien fuera la segunda mujer en competir en una carrera automovilística internacional: el secreto no está en hacer las mismas tonterías que los hombres, sino tener las mismas oportunidades que ellos para poder hacer las cosas a nuestra manera.

Londres, 1903. Dorothy Levitt está en todas las portadas de los periódicos ingleses tras convertirse en la primera piloto de carreras del Reino Unido. Sus fotografías al volante de su automóvil, un De Dion ocupan la primera plana de los rotativos. Es bien cierto que Selwyn Edge (1986-1940) un hombre de negocios ligado al mundo del automóvil, vio en Levitt un filón y apostó por ella desde que la conoció, pero no deja de ser menos cierto que la propia Levitt puso mucho de sí misma para conseguir llegar donde llegó, aun con las trabas de una sociedad machista, en la que destacaba lord William Somerset, miembro del partido conservador y contrario a cualquier mínimo movimiento que hiciera destacar a las mujeres.

No solo aprendió a conducir, sino que rompió con todos los prejuicios de la época, inventó el espejo retrovisor, no es la única mujer en el mundo que inventase algo que mejoró los coches, al final del libro aparece un listado de esas mujeres y sus propios inventos, se codeó con la realeza, no solo enseñó a conducir a la reina Alejandra, sino que también dio clases a las aristócratas británicas de la época, se relacionó con el movimiento sufragista, y trabó amistad con Candela Ríos, andaluza de Riotinto y amante de lord Somerset que a la postre es quien le pone en contacto con el movimiento sufragista.

Aunque la novela cuenta la vida de Levitt, y por ello no conoce género alguno más allá del histórico, también encontramos una subtrama cercana al género negro, mas cuando desaparece Kiran, hermano de Mohinder, el asistente indio de Levitt, y la culpabilidad de esa desaparición cae sobre lord Somerset.

No me gustaría acabar esta reseña sin hablar del final de la novela, en donde H.G.Wells (1866-1946) tiene un papel fundamental para la resolución del secuestro junto con un mago español de nombre Felipe y su mujer, de nombre Julia.

Estamos ante uno de los libros más sencillos, pero a la vez más compuestos de este año. Sencillo por su sintaxis narrativa, eficaz y directa, pero compuesto por todos esos personajes que van apareciendo y que son fundamentales en la historia, además del gran trabajo de documentación que tuvo que hacer la autora para poder plasmar así un fresco de la historia tan vívido, y es que acabamos la lectura del mismo oliendo a gasolina, sintiendo el aire en nuestro rostro, pisando a fondo y aplaudiendo los inventos de esas pioneras: espejo retrovisor, pastillas de freno, intermitentes y luces de freno, limpiaparabrisas, calefacción para coches, Kevlar para los neumáticos y esas líneas divisorias que separan los carriles en todas y cada una de las carreteras del mundo.

Pongámonos en pie y demos un cálido aplauso, primero para Dorthy Levitt y su pasión: el automóvil en general, las carreras en particular, y segundo y más fuerte, para Celia Santos por esta excelente novela recreando la vida de una mujer excepcional.

Rezo para que mi admirada Isabel Coixet lea la novela y con su maestría la lleve a la gran pantalla al igual que Elisa y Marcela o Nadie quiere la noche, ambas películas historias reales sobre mujeres que lucharon contra el mundo para conseguir algo que ellas querían.

SALVA G.

Título: Más rápida que la vida
Autor: Celia Santos
Editorial: Ediciones B
Edición: 1ª edición, enero de 2020
Número de páginas: 301 pp.
I.S.B.N. 978-84-666-6698-5

dilluns, 2 de març de 2020

'Supermercado' - Bobby Hall


¿Cómo empezar a comentar este libro? Difícil  yaque es como intentar explicar lo que pasa por nuestras mentes en momentos desesperados en los que la cordura y la locura (llámenlo esquizofrenia si se quiere), pues se entrelazan y conducen juntas por un mismo camino, sin dejar ver quien lleva el volante en cada momento. 

Bobby Hall, alias Logic (curioso Nickname después de leer la novela), rapero reconocido y productor musical,  nos presenta su primera novela en la que con una prosa súper descriptiva y en ocasiones conmovedora describe un thriller psicológico, oscuro y divertido, donde nada es lo que parece. Locura y creatividad juntas de la mano de Flynn y su alter ego Frank, los personajes principales de la novela.

Como en la vida real, en un primer momento parece que el trabajo en el supermercado para Flynn va a ayudarle a superar su ruptura con Lola y a proporcionarle la independencia necesaria para dejar la casa de su madre y comenzar su propia vida, pero, la trama se complica de tal manera que. . .  bueno si sigo seria “spoiler” y este libro hay que leerlo y disfrutarlo.

Con desparpajo propio de un veterano y no de un escritor novel, Bobby Hall se adentra en temas sociales, como la depresión, la ansiedad y con gran sutileza del racismo.
Uno no se lee esta novela, la devora.

Marcial García Llorente

Supermercado
Bobby Hall
Ed Temas de hoy
Traductor: Alba Pagán
Número de páginas: 296
Año 2020
ISBN: 9788499987880

Popular