dimarts, 21 de maig de 2019

Entrevista a Pedro D. Verdugo autor de ‘Profetas en la nube’



Pedro D. Verdugo presenta nueva novela 'Profetas en la nube' en en que el mundo cibernético, que conoce bien, está muy presente

¿Cuál fue la idea que le inspiró a escribir esta ciber novela negra?
Creo que no es exagerado afirmar que nos encontramos en el momento de la historia en que los padres y madres con hijos adolescentes debemos mantenernos más alerta. La manera de relacionarse e intercambiar información de las generaciones nativas digitales es totalmente diferente a la nuestra, debido entre otros factores a la llegada y popularización de Internet, al éxito masivo de las redes sociales, al boom de los teléfonos inteligentes o a la propagación viral de las fake news, todo ello potenciado por la ubicuidad de los dispositivos que nos hacen estar conectados a la “nube” 24 horas al día.
En mi caso, hará más o menos un par de años decidí interesarme por ciertos youtubers e influencers cuando comprobé su poder de convocatoria y cómo ejercían de líderes de opinión para estas nuevas generaciones. Algunas cosas que vi me gustaron, otras no tanto, y tuve ocasión de reflexionar sobre cómo mis propios hijos vivían ese nuevo paradigma tecnológico, en contraposición a cuando yo tenía su edad. Más o menos durante ese mismo período estaba planeando escribir una nueva novela negra. Sin pretenderlo, estas dos situaciones aparentemente desconectadas acabaron generando en mi cabeza una serie de ideas para una trama tecnológico-criminal. Esa trama primaria, convenientemente evolucionada y adaptada, es la que he presentado en esta nueva novela, ‘Profetas en la Nube’.

¿Por qué decidió cambiar el registro y pasar al mundo de internet?
Mi primera novela, ‘La Falsa metáfora del Péndulo de Newton’ era también una trama negro-criminal ambientada en el mundo de las grandes editoriales y de los pequeños escritores. Para la nueva historia, desde el principio deseaba plantear algo más original y que tocara temas y situaciones que se salieran de lo habitual en este tipo de obras, así que opté por aprovechar algunos de mis conocimientos profesionales sobre sistemas informáticos, programación y redes sociales para una trama de ficción. La idea base que trato de desarrollar a lo largo del libro es que no podemos acusar a las herramientas informáticas o a las nuevas tecnologías de lo malo que nos pasa en ellas, sino a las personas que las utilizan de manera fraudulenta o delictiva.

¿Ha deseado matar, aunque fuera literariamente, a algún youtuber inaguantable?
No desvelo ningún secreto al explicar que la primera escena de la novela describe con todo lujo de detalles el asesinato de un youtuber en directo, transmitido a todo el mundo por las redes de la información, así que algo hay de ese deseo secreto y profundo en el libro. Bromas aparte, está claro que esta es una novela de ficción, y que personajes y hechos son fruto de mi imaginación, aunque debo confesar que inspirados en ciertas personas y situaciones reales. Para documentarme pasé bastantes horas visualizando vídeos de algunos de los youtubers más famosos, y la verdad es que para los ojos y los oídos de un cuarentón, algunos de ellos son bastante insoportables en sus formas y en sus temáticas. Como en cualquier otro sector, tuve claro desde el principio que filtrar el grano de la paja era crucial para hacerse una idea real de cómo funciona este mundo.

¿En el mundo de la súper exposición en redes sociales corremos más peligro que antes?
Según como se mire. En la novela no pretendo ser apocalíptico, tan sólo hacer reflexionar a los usuarios de esas redes sociales, cualquiera que sea su edad. Lo que sí es cierto es que ahora todos estamos más expuestos: de manera más o menos inconsciente publicamos fotos de nuestros hijos y de nuestros viajes, decimos dónde hemos estado cenando, y expresamos sin tapujos nuestros gustos de ocio y consumo o nuestras opciones políticas y deportivas, y hay que entender que toda esa información va a ser utilizada para, en el mejor de los casos, vendernos un producto o captarnos como cliente. En el peor, incluso podrían usar esos datos para saber cuando no estamos en casa, para intentar robar nuestras cuentas bancarias, o para extorsionarnos. La clave de todo, como casi siempre, es ser conscientes del medio en el que nos movemos cuando nos conectamos a internet, y utilizar el sentido común en nuestras interacciones virtuales.

¿Le fue complicado plasmar historias de nuevas tecnologías en un medio tan tradicional como el papel?
Como profesional de la informática, el trabajo con ordenadores forma parte de mi entorno habitual, y lo utilizo intensivamente tanto en la oficina como en el tiempo libre. Así que más que traspasar las historias entre papel y ordenador o viceversa, lo que hice fue tomar ventaja de la combinación de ambos medios. En ocasiones, sobre todo al principio, usé mucho las notas a mano en papel. A medida que avanzaba la novela, y sobre todo a partir de tener más o menos definido el mapa de personajes y acciones, centré más el trabajo en la edición por ordenador, para utilizar ventajas como las múltiples versiones en diferentes ficheros o el control de cambios.

¿Qué recomendaría a los jóvenes que quieren ser youtubers?
Tiempo atrás habría contestado que no soy la persona más indicada para dar ningún tipo de consejo a esos nuevos youtubers. Sin embargo, después de escribir la novela, creo que puedo proponer (humildemente y sin ánimo de ser exhaustivo) una serie de aspectos que en mi opinión serían interesantes en este sentido:

·         En Youtube, el continente suele ser más importante que el contenido.

·         La cantidad prima sobre la calidad. Se debe publicar cada pocos días.

·         Hay que buscar la viralidad en los vídeos, aunque los virales no deben parecer que lo son.

·         Los Gameplays o partidas grabadas es lo que mejor se distribuye, y son fáciles y baratos de hacer.

·        El proceso de postproducción es clave para hacer un vídeo publicable y divertido que llegue a la mayoría del público objetivo deseado.

·         Todo este trabajo debe ser compartido no solo en Youtube sino en todas las redes sociales posibles, por lo que cada youtuber debe construir una imagen de marca personal muy clara y diferenciada del resto.

·         Las empresas o marcas buscan valor en los youtubers, y ellos deben ofrecer ese valor añadido, diferenciándonos de otros youtubers y de otras propuestas comerciales.

·         Hay que transmitir emociones, e involucrarse en el producto aun en el caso de que no se crea en él.
·         Ser polémico o incomodar a ciertos colectivos no deben ser barreras para emitir el mensaje deseado. Al contrario, pueden llegar a potenciarlo.

·         Hay que entender que, como en otros muchos medios, el público en Youtube no va a ser siempre justo.

¿Cree que está la policía suficientemente preparada para investigar en el mundo de la nube virtual?
Sin lugar a dudas. Las unidades de delitos tecnológicos de los cuerpos policiales, tanto nacionales como internacionales, se encargan de investigar y resolver todo tipo de actos delictivos en la red con un alto porcentaje de éxito. Lo que también es cierto es que, mientras me documentaba para la novela, me asaltaba con frecuencia la duda de si los ‘buenos’ siempre iban a rebufo de los delincuentes, siendo estos últimos los que realmente innovaban en el diseño de estafas, extorsiones y delitos en base a las nuevas tecnologías, a medida que nuevas opciones y soluciones asaltaban el mercado.

¿Le costó encontrar el estilo narrativo adecuado para una trama de estas características?
Al contrario de la primera novela, para esta segunda me preparé mucho más formalmente desde el punto de vista literario. Mi pretensión, una vez conocidas las reglas básicas, era poder adaptarlas a mi conveniencia para obtener los resultados que deseaba. Por ejemplo, utilizo en cada capítulo de manera exclusiva uno de estos dos puntos de vista: en primera persona del pasado cuando se expresa el sargento Gálvez, y en tercera del tiempo presente cuando no está él presente en la escena. Además, creo que la estructura de esta novela es algo más compleja que lo que suele recomendar el canon de novela negra, llegando a ser casi como un juego de muñecas rusas o una versión literaria de una “escape room”. En realidad, no me preocupa demasiado el éxito o fracaso comercial de la propuesta, ya que la planteé como un reto intelectual y creativo con el propósito de mejorar los resultados de la primera, y creo que esto lo he conseguido.

¿CÓmo fueron las sensaciones al presentar el libro en un templo de la ciencia ficción y la fantasía como es la librería 'Gigamesh'?
Indescriptibles. He estado en la librería como cliente en innumerables ocasiones, y tan pronto como la editorial me lo propuso, no dudé en aceptar esa posibilidad. La presentación en sí fue un éxito, con numeroso público, buenas ventas y la amabilidad y la atención exquisita de la gente de Gigamesh. El mes posterior, ‘Profetas en la Nube’ incluso se colocó en el puesto número 13 de los más vendidos de la tienda, todo un orgullo personal que nadie me podrá quitar.

Por si es interesante, aquí adjunto el link de youtube con la presentación en Gigamesh.


Xavier Borrell Campos

Profetas en la nube
Pedro D. Verdugo
ISBN : 978-84-17649-04-3
Fecha de edición : 14/02/2019
Nº de páginas : 344
Colección : HEROES DE PAPEL




Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada