dissabte, 30 de juliol de 2011

Alejo Stivel – Decíamos ayer


Alejo Stivel
Decíamos ayer
Discografía: Sony Music
Año 2011

Tras más de treinta años en el mundo musical, primero como cantante de Tequila, exitoso grupo de Rock and Roll nacido en España a finales de los setenta, y después como productor de bandas, con más éxito en cuestión de ventas que su vieja banda, entre otros produjo discos de El Canto del Loco, La Oreja de Van Gogh, MClan, Joaquín Sabina, Rosa, Nena Daconte, La Cabra Mecánica o Andy y Lucas, Alejo Stivel decide editar su primer disco en solitario, un disco lleno de viejas versiones de temas clásicos, básicos y atemporales. Bandas como Maná, Burning, Moris, Los Secretos, Fórmula V, Radio Futura y los propios Tequila, pasan por el tamiz actual de Alejo.
            La historia nació tras la reunión de Tequila para una gira. Tras la finalización de la misma, el gusanillo volvió a crecer dentro de Alejo y en seguida quiso grabar nuevos temas, pero parece ser que Ariel Roth no estaba por la labor, ni mucho menos Felipe Lipe, bajista original de Tequila que se apeó del proyecto tras un primer concierto y ni siquiera participó en la susodicha gira, así que Alejo se encontró de un día para otro más solo que la una.
            ¿Qué hizo? Echar mano de los músicos conocidos, los que habían estado de gira con Tequila 2.0 y grabar estas canciones miradas todas ellas desde una nueva perspectiva sonora. Ni mejor ni pero, distinta.
            Alejo ya no es el joven que saltaba, se desgañitaba y quería comerse el mundo a finales de los setenta, aún recuerdo sus movimientos en escena, obscenos, letales, espasmódicos a principios de los ochenta, cuando tuve la oportunidad de ver a la banda en vivo, algo que en la reunión, que no quise perderme por nada del mundo, no hacía.
            Así que el sentimiento de todo el disco, exceptuando pequeños momentos, la versión de The Clash “Should i stay or should i go”, renombrada como “O te quedas o te vas” y la versión de Radio Futura “Enamorado de la moda juvenil”, ambas rozando el punk más básico, es de tranquilidad, sobre todo por culpa de un teclado constante obra y gracia del gran Mauro Mietta.
            Es extraño que el sentimiento Tequila solo esté presente en una de las canciones, la versión algo sui generis de Fçormula V “Cuéntame”, la banda sonora de la serie de Televisión Española en su última temporada, algo que quiere decir que si quisiera podría volver tranquilamente a resucitar el viejo sonido que dio el éxito a su vieja banda.
            Parece que haya querido acercarse al sonido de Elvis Costello, Neil Young, Tom Petty, Bob Dylan y dejar de lado el sonido fresco de Rolling Stones, Faces o Vétales.
            La instrumentación por parte de los viejos colegas de Alejo es inmejorable. Ahí están Pete Thomas en la batería, José García y Julián Kanevsky a las guitarras y Mac Hernández al bajo, junto al anteriormente citado Mauro en la batería.
            Las colaboraciones son más anecdóticas que otra cosa.
            Carlos Tarque (MClan), Fernando Polaina (Los Lunes), Rubén Pozo y José Miguel Conejo (Pereza), Ramón Arroyo (Los Secretos) no aportan mucho al resultado final del disco, simplemente le visten un poco más.
            Por supuesto los más puristas escupirán serpientes tras una primera escucha, pero una cosa está clara, Alejo ha grabado un disco autocomplaciente, a día de hoy no debe nada a nadie y mucho menos, no tiene nada que demostrar.
            Quiso grabar estas versiones, y lo hizo, dándoles a todas nuevos aires. Como el blues para “Sábado a la noche”, una auténtica pieza de orfebrería sónica, donde todos y cada uno de los músicos como si de un concierto se tratara tienen su momento de gloria, el rock and roll de “Hoy puede ser un gran día”, el punk de “Enamorado de la moda juvenil” o el reggae de “Yo no te pido”.
            Esperemos que Alejo no deje de nuevo su carrera apartada por tanto tiempo, su voz es necesaria en el mundo musical, y edite, tras esta nueva vuelta, un disco lleno de temas propios y de nuevo nos haga vibrar con su música. Seguramente no llegará al éxito de Tequila, ni de, por supuesto Los Rodríguez, banda de Andrés Calamaro donde coexistían dos viejos miembros de Tequila, ni siquiera llegará a ser más grande que Ariel Roth, puesto que éste ya cuenta con una carrera en solitario con casi treinta años de existencia, pero estoy seguro que la carrera de Alejo Stivel como músico solista dará mucho que hablar en años venideros.

SALVA G.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada