dimecres, 21 d’agost de 2013

'El acertijo de Anahita' - Meghan Nuttall Sayres


 Anahita, una tejedora nómada del Irán del siglo XIX, ya tiene edad para contraer matrimonio. Todo sería ideal si no fuera porque su padre la quiere casar con un hombre que ella encuentra repulsivo, lo primero, y lo segundo ella tiene su propio sueño, ser maestra teñidora, además por supuesto de casarse por amor, no por imposición.
                Con el beneplácito del mulá de la tribu afsharí, Anahita convierte su pedida de mano en una competición: ella tejerá un acertijo en su qali nupcial que deberá ser resuelto por aquel que quiera contraer matrimonio con ella.
                Varios serán los intrépidos y astutos hombres de diferente condición social que compitan por ella, aunque uno solo sea el vencedor.
                Meghan Nutall Sayres, la autora del libro, se sumerge en el mundo persa, en sus cuentos, sus olores, sus sabores, sus sentimientos, y todo aquello que a ojos occidentales resulta mágico.
                Es cierto que el trasfondo del libro es la búsqueda del amor verdadero y la persecución de un sueño, pero no nos engañemos por su envoltorio, dulce y amable, en realidad es la lucha de una mujer, que seguramente hable en nombre de todas ellas, contra un mundo de hombres, que por suerte no hablan en boca de todos nosotros.        
                Y tranquilos, el libro no se basa en la consecución y posterior resolución del famoso acertijo que da título al libro, es más un tríptico de las costumbres del país, que no panfleto del mismo, en definitiva cuenta una historia acaecida hace más de cien años, así que no se convierte en el típico libro de infinitas pistas con las que un emérito debe resolver un secreto que cambiará el devenir del mundo.
                No, “El acertijo de Anahita” es un cuento mágico que juega con los sentimientos, lleno de vida, optimismo, y muchísimo amor, pero que tras su lectura muerde. Sí, su lectura no debe dejar indiferente a nadie y entre todos debemos hacer de este mundo un sitio mejor, donde las mujeres puedan decidir sobre la vida que quieren vivir y no se les imponga nada.
                Por supuesto los buenos del libro, son maravillosos, desde el maestro de escuela Reza, hasta el príncipe de la dinastía Kayar y gobernador de Merv, Arash, pasando por Dariyoush, empleado que trabaja junto a Farhad, padre de Anahita, Pirouz, huérfano de Merv que se hace amigo de Arash. Y Los malos son malísimos. Su punta de lanza es por supuesto el Khan, jefe de toda la tribu afsharí y futuro marido de Anahita si por su propio padre fuera.
                Pero eso es algo que se perdona, al fin y al cabo en todos los cuentos el bien y el mal está perfectamente diferenciado y separado por unas gruesas líneas.
                Adorable sería un buen adjetivo para definir la lectura de “El acertijo de Anahita”.
                Ideal para mujeres enamoradizas y hombres sentimentales.

                SALVA G.

Título: El acertijo de Anahita
Autor: Meghan Nuttall Sayres
Traducción: Mónica Faerna
Edición: 1ª edición, junio de 2013
Editorial: roca editorial
Número de páginas: 349 pp.
I.S.B.N 978-84-99918-622-1

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada