dilluns, 19 d’octubre de 2015

'Hotel Mediterráneo' - Alejandro Pedregosa


La nueva novela de Alejandro Pedregosa (Granada, 1974) destila amor por todos sus poros. Amor a la música, a la naturaleza, a las pequeñas cosas, a las personas, a nuestros semejantes, a la libertad, a la verdad, por muy dura que esta resulta, y en definitiva, amor por la vida, por las ganas de vivir.

El Hotel Mediterráneo no está cerca del mar, todo lo contrario, se sitúa en las montañas, al lado justo de un barranco frondoso y recóndito al final de ningún sitio. La gente no llega él buscando un lugar donde disfrutar de unas vacaciones. Sus clientes son mujeres que huyen de  una vida que les dio demasiados golpes, figurativa y literalmente, aunque en este caso, habría que cambiar vida por hombre…o marido.

Allí lleva Tamara, huyendo de un marido legionario violento. La nueva huésped se instala en la cabeza de Francesc el pianista del restaurante que sirve de tapadera para la verdadera labor del hotel. Francesc ameniza las cenas con sus versiones de temas de Joan Manuel Serrat, cantante debilidad de las dueñas del cotarro: Maite y Amparo. Ambas tienen una historia tras de sí, que descubriremos en boca del propio Francesc. Es él quien cuenta la historia de este curioso, pero necesario hotel.

La vida en él transcurre sin sobresaltos, hasta el día en que tras la llegada de Tamara, aparece el cobertizo incendiado. Dos hombres merodean el lugar, y siembran las primeras dudas entre los habitantes del mismo Maite, Amparo, El Presidente, Camilo, Pili y Francesc.

A partir de aquí y con una sutileza digna de la mejor seda china, Alejandro Pedregosa, cuenta el devenir de estos personajes, primero contando las razones que les llevaron a estar donde están y hacer lo que hacen, y segundo a desentrañar el misterio de Tamara. Un pajarillo herido, asustado, temeroso de todo hombre, pro con una determinación digna de un espartano luchando en la Batalla de las Termópilas.

Navegando entre los viejos temas de Serrat, el noi del Poble Sec, y enfatizando la libertad que representa vivir en el bosque (la historia del lobo podría haber dado más de sí), disfrutamos de una novela corta pero intensa, llena de sensibilidad, sin caer en la ñoñería, y con una luz al final del túnel.

La verdad es que no sabemos si Alejandro Pedregosa quiere denunciar la ínfima calidad de vida que padecen aquellas mujeres víctimas de los malos tratos machistas, o si lo suyo es un canto a la carrera de Joan Manuel Serrat, o una bonita estampa de que el campo es mejor que la ciudad, de la que casualmente huyó Francesc, o tal vez sea todo ello y más, seguro, pero lo que sí tenemos claro es que hemos disfrutado de su lectura desde su inicio hasta su final, por mucho que este se aprecie unos cuantos capítulos antes de que ocurra, llevados por la calidez de las palabras de Pedregosa que envuelven a su novela de un papel celofán y una pátina de brillo excelente. Tal vez la edición por su parte de poemarios tenga mucho que ver en ello.

 Un placer de lectura.

SALVA G.

Título: Hotel Mediterráneo
Autor: Alejandro Pedregosa
Editorial: Planeta
Edición: 1ª edición, octubre de 2015
Número de páginas: 182 pp.
I.S.B.N.978-84-08-13834-1

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada